viernes, 27 de febrero de 2015

Mucho más que muda, kanban o kaizen: Lean


Tenemos un sesgo infinito porque son buenos amigos de Saludconcosas, pero creemos que Osenseis ha hecho mucho por difundir la cultura y la metodología Lean en el sistema sanitario español. Desde aparecer en prensa (vale, el título era un poco desafortunado, pero el reportaje merece la pena), difundir ideas, participar en congresos y cursos, y principalmente, transformar la metodología más teórica en principios y reglas sencillas. Es lo que ellos llaman popLean.

Hoy se celebra San Leandro, el patrón del Lean, y es nuestra excusa para dedicar unas líneas al mundo Lean. Y esta vez nos vamos a centrar en algo que no podemos olvidar: que Lean es una moneda con dos caras, y ambas caras son imprescindibles. Como dicen en Osenseis: "Necesitas las dos para que tenga valor".

Tenemos que ser sinceros: siempre hemos pensado que si un sistema de gestión es útil, pero usarlo de forma global es difícil, siempre puedes usar alguna de sus herramientas de forma aislada. Y eso pensábamos de Lean, quizás "todo" es difícil, pero una parte sea más sencillo y sirva para ir convenciendo a los rezagados. Pero con la metodología Lean, se puede pero acaba no siendo Lean. O no se utiliza todo su potencial, que es mucho más que kanban, kaizen o shojinka.

Hace unos meses, la revista BMJ Quality Safety publicó un artículo con un título contundente: "Why Lean doesn't work for everyone". Los autores señalan que gracias a la popularidad de la metodología Lean cada vez se usan más sus herramientas, pero si se quiere mejorar la asistencia sanitaria o un área completa de un centro sanitario es necesaria una transformación completa. Y en esa transformación, herramientas son solo una parte pero falta la filosofía de gestión, es decir, la otra cara de la moneda. Os dejamos aquí la conclusión original del artículo:


In the first decade of the Lean journey at Virginia Mason, we have succeeded in improving quality and lowering costs. Even more importantly, however, we have demonstrated that Lean principles can provide a structure for the transformational change needed in healthcare. Why then does Lean not work for everyone? Because simple changes from the use of the Lean toolkit in isolated quality improvement silos are not enough. Instead, transformation requires using Lean as part of a comprehensive management system in concert with institutional culture change and new leadership approaches to all aspects of healthcare delivery. 

Entonces, ¿qué podemos hacer? Lo primero es involucrar a todos, incluyendo por supuesto a los jefes, los políticos y los líderes, ya que el diseño de las estrategias y los modelos forman parte de su responsabilidad. Además, hay que ser muy insistentes en la formación y difusión de las herramientas para así poder comprobar su utilidad. Y finalmente, si todo falla, como dicen en Osenseis, "tú si puedes hacer que tu trabajo y tu vida personal sea Lean".

miércoles, 25 de febrero de 2015

Cabalgar en solitario


Farmaindustria, la Asociación Nacional Empresarial de la Industria Farmacéutica, se toma muy en serio su papel de garante de la ética en el mundo de la relación de la industria farmacéutica con los profesionales sanitarios. Uno de los aspectos en los que Farmaindustria realiza ese papel de sheriff es respecto del patrocinio, apoyo, pago de inscripciones, etc. en reuniones científicas de cualquier tipo que realicen terceros (sociedades, colegios, centros sanitarios, etc), tal y como regula el artículo 11 de su Código de Buenas Prácticas.

¿Y qué hace Farmaindustria? Su Unidad de Supervisión Deontológica (USD) aplica un código de colores a cada evento: verde (sin problema), violeta (posible participación solo para ponentes), amarillo (con observaciones) y rojo (no procede la participación de laboratorios). ¿Y cuales son los motivos? El Código de Buenas Prácticas ofrece dos elementos de juicio para que un evento supere (o no) la vara de medir de la USD: que el programa tenga carácter científico y que el evento no se realice en lugares lúdicos.

Aquí se pueden ver los códigos rojos que aparecen con fecha de ayer en la web:


¿Cuales son los motivos de la mayoría de los eventos? Principalmente que se hacen en resorts deportivos o que no incluyen programa científico. ¿Todos? Noooooooo, hay un evento que destaca entre el resto porque el motivo de tener el "código rojo" se desconoce y en las observaciones del evento se indica que hay que contactar con la USD. ¿Y qué evento es? ¿Un encuentro de homeopatía o de medicinas alternativas? ¿El encuentro de hidratación que se hace año tras año? ¿La jornada del yogur y su influencia en el colesterol? Pues no... 

Resulta que el elegido es el X Congreso de la Asociación Madrileña de Salud Mental, que organiza dicha asociación y que se celebra en marzo en Madrid. El programa puede consultarse en este enlace. Un congreso con un programa científico sobre temas como la psiquiatría infantil, sufrimiento psíquico o la psiquiatrización de los malestares de la vida. Y que además se realiza en el Centro de Ciencias Humanas y Sociales del CSIC, lugar que aparentemente no parece un resort.

Afortunadamente, tanto la web de la Asociación como el blog Médico Crítico nos ponen sobre la pista: la Asociación Madrileña de Salud Mental decidió hace unos años que sus actividades eran libres de humos industriales, y por ello no tenían patrocinio de ningún laboratorio. Lógicamente, igual que la asociación decide no aceptar apoyo de la industria, Farmaindustria tiene total libertad para recomendar a sus afiliados (o asociados) que no paguen inscripciones a este evento. Pero, hay un aspecto muy llamativo: ¿por qué basan ese código rojo en sus principios éticos cuando el evento cumple aparentemente con los principios básicos de la formación científica que indica propio Código de Buenas Prácticas de Farmaindustria?

Así tenemos:
- Un congreso con un programa científico que se realiza en el CSIC y que aparece en una lista negra de eventos que no cumplen criterios éticos.

Y no tenemos: 
- Motivos éticos para esa inclusión.

¿Quiere Farmaindustria castigar en público a las entidades que se declaran libres de humos industriales? ¿Hay algún motivo que se nos escapa? Ahora a esperar la respuesta de Farmaindustria, que seguro que llega pronto, y más con una lista de observaciones tan amplia.


Actualización (26/02/2015):
Durante el día de ayer, y a través de twitter, Farmaindustria manifestó que ya había hablado con la asociación y se habían aclarado los problemas que motivaron la inclusión del congreso en el listado "maldito". Para conocer la historia, os recomendamos leer la actualización que ha publicado la web de la AMSM. Desde luego, la actuación de Farmaindustria en redes sociales y su agilidad a la hora de aclarar la situación, han sido impecables. Eso sí, todos al congreso que el programa es de primera :)

martes, 24 de febrero de 2015

Cuestión de minutos: paradojas made in USA


Estados Unidos es un pozo sin fondo de historias y detalles muy llamativos en el mundo sanitario. Antes de empezar, es necesario recordar que la organización del sistema sanitario en cada país es muy diferente, tanto en acceso, como en estructura, financiación, equidad, procesos, etc. Las grandes paradojas del país con mayor porcentaje del PIB dedicado a sanidad y con unos resultados en salud no tan buenos como se podría esperar...

Todo empezó con el título de un artículo que publica el Wall Street Journal: "The Hospital Is No Place for a Heart Attack". Sólo con leer unas cuantas líneas entendimos el titular: la tasa de supervivencia de los pacientes que sufren un ataque al corazón en la calle o en su casa es mayor que la de los pacientes que lo sufren en el hospital mientras están ingresados (siempre que no estén ingresados por problemas cardiovasculares). Esta gráfica sobre tiempos de atención es muy esclarecedora:



Los datos reales proceden de diversos estudios publicados en revistas médicas muy conocidas. En este artículo de JAMA publicado en noviembre de 2014 con datos de pacientes que sufren un infarto por elevación de ST (se analizaron 62021 infartos de este tipo), los pacientes que sufrieron el infarto mientras estaban ingresados tuvieron una tasa de mortalidad de 33'6% frente al 9'2% de los pacientes externos. También llama mucho la atención la diferencia en el acceso a los tratamientos o intervenciones habituales en estos casos, como angioplastias o cateterismos.

En España, la Sociedad Española de Cardiología publica periódicamente datos sobre mortalidad (aquí la noticia con el resumen de los datos más importantes). Además, las iniciativas como el Código Infarto han ayudado a mejorar los procedimientos de atención urgente y controlar la mortalidad, aunque siguen existiendo notables diferencias regionales. Ah, y por si alguien se lo pregunta, hemos buscado algún estudio similar en España pero no encontramos nada idéntico, seguro que algún alma caritativa nos enseñará el camino de la evidencia.


domingo, 22 de febrero de 2015

Domingo de fracasos: el resumen del perfil 2.0


Han sido unos días intensos y difíciles, pero las cosas han sucedido tal y como se esperaba: por un lado, se ha puesto de manifiesto que las redes sociales online tienen mucha fuerza, y por otro, que el que se mueve no sale en la foto. Pero, ¿se adivinaba este final? Pues ni sí ni no, ya que las advertencias por no llevar corbata, por escribir en twitter (pecado mortal) o por difundir contenidos en un blog sonaban tan ridículas como amenazantes. El miedo hablaba, y el poder más rancio acabó ganando la partida.

Sabina cantaba "nos sobran los motivos" pero hay ocasiones en que los motivos reales se desconocen. ¿Hubo algo más? Pues no, nadie habló de confianza, ni de resultados, ni de competencias, nada de nada... En el mundo administrativo es tan importante el hecho como su motivación, pero muchas veces se olvida y algunas personas piensan que ese poder omnímodo que tiene la Administración permite hacer y deshacer sin explicar, sin dar razones, primando la arbitrariedad frente a todo lo demás.

Y los voceros al más puro estilo "la voz de su amo" hablaron y no entendieron nada. Criticar a un profesional por su "perfil 2.0" sin más, es decir por su disposición a comunicar, compartir y colaborar, es como criticar a alguien por leer, hablar por teléfono o incluso pensar. Quizás el peligro no sea esa capacidad de comunicación, sino la facilidad de difundir ideas y mensajes y de establecer redes de conocimiento. Nunca lo sabremos, pero es sospechoso lanzar ciertos comentarios sin contrastar la información con nadie.

Pero pese a todo, el resumen del domingo llega. Aquí tenéis nuestros enlaces favoritos de la semana. Gracias a todos por estar ahí. Empezamos:

Empezamos hablando de promoción de la salud y de mejora de hábitos. La Academy of Medical Royal Colleges ha editado un interesante informe titulado "Exercise: The miracle cure and the role of the doctor in promoting it", en el que se ofrece evidencia sobre la importancia del ejercicio físico en la mejora de la salud así como algunas estrategias de actuación para profesionales sanitarios. Y precisamente, sobre la necesidad de prescribir ejercicio en la consulta y tomar "pastillas de ejercicio" trata este post del blog de Esporti Revolution en el que nos presentan sus Esportipills.

Oliver Sacks, autor de libros tan recomendables como Musicofilia, El tío Tungsteno o El hombre que confundió a su mujer con un sombrero, ha publicado un breve artículo despidiéndose tras el diagnóstico de un cáncer terminal. Un texto sincero, casi optimista, en el que se refleja su pasión por disfrutar la vida hasta el último día. Podéis leer su despedida en este editorial de El País.

La irrupción de la iniciativa Choosing Wisely en plena crisis sirvió para recordar a muchos profesionales que había pruebas, tratamientos o medicamentos que no servían para nada. En este post de Avances en Gestión Clínica destripan la iniciativa y nos muestran sus virtudes y sus defectos. Ahora a esperar que los que mandan tomen nota y que los profesionales sigan elaborando sus propias recomendaciones, que la evidencia está ahí para todos.

Dos de nuestros blogs favoritos están de cumpleaños. Uno es Dermapixel, el blog de Rosa Taberner, que cumple 4 años contando historias y casos de dermatología cotidiana. Y los chicos (Serafín y Antonio) de Cuidando cumplen 5 años en el mundo de la blogosfera, con sus proyectos, sus reflexiones y su lucha por la visibilidad enfermera. Felicidades para ambos blogs, un lujo poder aprender de ellos (y con ellos).

El blog The Nerdy Nurse ha publicado una lista de blogs recomendados de enfermería en inglés (no están todos los que son). ¿Se anima alguien a recopilar los blogs de enfermería en castellano?

Los días 27 y 28 de mayo se celebran en Torrejón (Madrid) las XX Jornadas Nacionales de Humanización de la Salud que este año se centran en la humanización de los cuidados intensivos. Aunque en el blog del proyecto HU-CI ya han hablado de las jornadas, Nuestra Enfermería ha publicado un interesante post sobre las jornadas y sobre la necesidad de humanizar los cuidados.

Es ver una lista de "lo mejor de" y emocionarnos, aunque acaben incluyendo obviedades. En la web del Innovation Hub del Brigham and Women's Hospital presentan los resultados de la encuesta que han elaborado para seleccionar las 10 innovaciones en el sector sanitario más prometedoras de 2015. 

No hay programa electoral para sanidad que no incluya la posibilidad de que el paciente acceda a sus datos clínicos a través de la conocida como "carpeta personal de salud". Rafa Bravo ha empezado a publicar en su blog publicaciones acerca de los problemas y los dilemas de este tipo de iniciativas. Podéis leerlas en el blog Primum non Nocere.

El blog del Nuffield Trust publica algunos artículos bajo el título "Fact or fiction?" en el que analiza y busca respuestas a algunas preguntas que todo el mundo se hace y nadie aclara. En este caso, la pregunta es un clásico: ¿Hay demasiados gestores en el NHS? La respuesta merece la pena. 

Acabamos hablando de comunicación, una de las asignaturas pendientes para muchos profesionales sanitarios. Y no hablamos de la comunicación con el paciente, sino ante los medios sociales: prensa, televisión, radio, blogs, etc. Para entender su utilidad, os recomendamos leer esta entrada de Julio Mayol.

Y a partir de ahora vuelta a la normalidad, que todo debe seguir adelante. Además, como cantaban The Smiths, son buenos tiempos para cambiar...


viernes, 20 de febrero de 2015

Los 7 pecados capitales de la gestión sanitaria


La gestión sanitaria tiene sus propias reglas, sus propios entornos endogámicos y sus relaciones de poder. Casi igual que cualquier grupo profesional en este país, pero al ser un grupo pequeño, todo es más evidente. Filias, fobias, amistades, grupos de presión, zonas de confort, peloteos... todo está presente, y como dijimos en una entrada de hace meses, "el que se mueve no sale en la foto".

Estos días hemos podido reflexionar sobre este submundo de la gestión y hemos podido aislar siete pecados capitales, siete formas de actuar que siguen estando mal vistas, que sirven para poner a alguien en cuarentena. Y al final, a los pecadores se les acaba tildando de raros y de sospechosos.

Habrá muchos más pecados, pero estos son los primeros que nos vienen a la cabeza.

1. Tuitear. Es uno de los pecados más graves, y no por el mero hecho de tuitear, sino por todo lo que implica: crear redes, compartir ideas, encontrar puntos de apoyo para mejorar, servir de plataforma para hackear el sistema, etc. Twitter ayuda a romper la endogamía, es un altavoz muy potente, y sirve para encontrar canales de comunicación alternativos. Y eso en los círculos cerrados no gusta nada, y acabarán acusándote de tener "perfil 2.0" jeje. 

2. Tener opinión crítica. La gestión sanitaria habita en organizaciones muy jerarquicas y eso suele implicar que se cumplan las ordenes e instrucciones que vienen de arriba. Sin embargo, el buen directivo sanitario debe ser capaz de: por una parte, tener una opinión crítica sobre esas órdenes; por otra parte, permitir que cualquier persona pueda aportar, criticar, cambiar o tener opiniones diferentes sobre esas órdenes. La participación debe ir de la mano de la jerarquía, y si no ocurre así, pasaremos de un liderazgo basado en las personas a otro basado en el pastoreo.

3. Puerta abierta y mente abierta. En una organización, todos tienen algo que aportar. No vayas con opiniones preconcebidas y acude a las reuniones en modo esponja, sin pensar que tus ideas son las únicas válidas. La humildad es esencial para tomar las mejores decisiones. Y por supuesto, la puerta siempre abierta: accesibilidad, cercanía y escucha activa con todos, desde el paciente al médico, desde el celador a la enfermera. Todos cuentan, todos valen.

4. No salir en la foto. Gran pecado... Tienes que estar en las fotos, en los grupos de siempre, hacer lo que hacen todos, nada de crear corrientes alternativas, nada de salirte de la línea trazada. Volverán las etiquetas de "raro" y "sospechoso"...

5. Las personas son tan importantes como los resultados. El mundo sanitario descubrió hace poco los indicadores y los ratios, así como la dirección por objetivos. Pero en una época como la actual, debemos ser capaces de entender que para conseguir unos buenos resultados numéricos, es necesario conseguir previamente buenos resultados en motivación, emociones, etc. Quizás haya que dejar en la estantería los libros de cuadro de mando integral y recuperar "Liderar con corazón" para saber que las personas son lo más importante, o alguno de Eric Topol para entender el papel de las TIC. O incluso recuperar alguno sobre la importancia de los determinantes de salud, que hay mucho mundo más allá del TAC y la cirugía avanzada.

6. No ser un pelota. El peloteo implica un sesgo brutal: olvidar la evidencia y buscar el beneficio rápido. Muchas decisiones se acatan precisamente en base a peloteo, y no se critican, ni revisanUn pecado muy similar al número 4. Poco que añadir.

7. No llevar corbata. De nuevo no hay que entenderlo como algo textual (que cada uno vista como quiera), ya que nos referimos a la necesidad de evitar las jerarquías y las distancias innecesarias, a la importancia de no encerrarse en el despacho. La gran riqueza de las redes sociales (online y offline) es la posibilidad de aprender de cualquier persona, y cualquier artificio que marque la distancia, nos va a privar de ese conocimiento.

Hay muchos pecados en el mundo de la gestión sanitaria, y sólo hemos hablado de siete. Si caes en la tentación de actuar así, bienvenido al club. Nosotros somos pecadores... ¡de la pradera!

PD Muchas gracias a todos, de verdad. 

jueves, 19 de febrero de 2015

Seguro para ataque zombie


En 2011 el CDC nos sorprendió a todos con su famosa campaña de prevención para un apocalipsis zombie. Para ofrecer información a la población joven y conseguir que los consejos para la temporada de huracanes llegaran al mayor número de personas, decidieron darle la vuelta a la tortilla y ofrecer esos consejos pero centrados en un posible ataque zombie. 

La campaña de prevención de los ataques zombies sigue en marcha y el CDC dispone de herramientas sociales de difusión como e-tarjetas o botones online (widgets). ¿Y por qué hablamos de zombies hoy? Cuando hay un riesgo, muchas personas deciden suscribir un seguro y hemos descubierto que también existen pólizas antizombies.




En el portal de seguros Aimfri se ofrece una póliza para posibles ataques zombies. Las garantías del seguro son muy interesantes, y ofrecen entre otras: estancia en un bunker, asistencia web y telefónica en caso de ataque, jaula preventiva o incluso el envío de un agente de seguros. Una póliza muy útil para carnavales, fiestas de disfraces o incluso encuentros de fans de Walking Dead.


martes, 17 de febrero de 2015

El teléfono no sirve para todo


Reunión de comité de dirección del Hospital X... Alguien (da igual quien) comprueba que existe una tasa de reingreso en urgencias a las 72 horas en la población infantil. Se revisan diversas alternativas y se propone hacer un seguimiento posterior desde el Hospital, llamando por teléfono a los padres y preguntando por el estado del niño. El objetivo es lógico: resolver todas las dudas que tengan y así evitar que vuelvan a urgencias.

Algo parecido pensaron en un hospital canadiense y decidieron hacer algo que en España cuesta un poco: medir para saber si la medida es efectiva o no. Quizás el estudio esté incompleto, o los sesgos sean excesivos, pero la conclusión sorprendió a todos: ¡¡¡¡el grupo de niños a los que se llamaba por teléfono tenían una tasa de retorno a urgencias mayor que el otro grupo!!!!

Podéis leer el comentario crítico que realizan en la revista Evidencias en Pediatría, que es la que nos ha puesto tras la pista. Algunas reflexiones rápidas tras leerlo: ¿por qué no buscar el apoyo de atención primaria? ¿medimos todas las iniciativas que se ponen en marcha? ¿medimos las que llevamos a cabo desde hace años? Este tipo de medidas nos recuerda al uso de apps: creemos que con una app lo resolvemos todo, y a veces puede que el problema se complique.

Evaluar y medir para volver a decidir es un ciclo esencial. Pero si la evaluación es simple o no se hace bien, la decisión puede que no sea la mejor. De hecho, ¿cuantos proyectos consiguen resultados contrarios a los previstos? ¿Y cuantas veces nos damos cuenta?


domingo, 15 de febrero de 2015

Un resumen sin máscaras: domingo blogosférico


Un simple disfraz sirve para cambiarlo todo, y no solo en carnaval. La realidad que no nos gusta, la sinceridad que puede llegar a doler, la alegría que puede dar que hablar... todo puede taparse hasta con una máscara. Pero a veces es preferible sacar a pasear esa sinceridad, no ocultar las palabras, y ser enérgicamente preciso, aunque duela. 

Nuestro resumen no tiene máscaras, ni oculta nada aunque algunos nos piden que lo hagamos. El cara a cara nos hace más fuertes, nos transforma y nos permite crecer y mejorar. Otros se escudan en su torre de cristal, pero el tiempo pasa y nada permanece. O eso dicen... Empezamos con el resumen semanal:

No podía faltar en pleno carnaval una nueva edición del #carnavalsalud. Esta vez el tema elegido es la gestión del conocimiento, pero no en una organización, sino la gestión que hace cada uno. Como leemos, gestionamos, almacenamos y difundimos la información que nos llega, es una parte fundamental de nuestro aprendizaje. Y precisamente por eso queremos conocer como te lo montas: Feedly, Twitter, pocket, evernote, etc. ¿Nos lo cuentas? Aquí tienes toda la información del nuevo #carnavalsalud

El primero en responder a la llamada ha sido Enrique Dans, que nos ha contado en su blog como prepara sus entradas, las fuentes que utiliza y sus trucos de productividad personal para conseguir publicar a diario.

Seguimos con la hepatitis C. En el blog Mapping Ignorance dedican una entrada a los dilemas que plantean los nuevos medicamentos, su financiación pública y el derecho de los pacientes a disponer del tratamiento. 

David Kerr analiza en su blog del BMJ la nueva estrategia de Google a la hora de ofrecer información sobre salud. Quizás en España o en todos países pueda parecer una buena idea dado que no hay ningún proyecto institucional, pero ¿cómo lo ven en Inglaterra, donde ya cuentan con un web del NHS que ya cuenta con esa información? Google vs NHS... 

Un paso más... A veces es necesario soñar y pensar como podría ser el mundo aprovechando al máximo todas las herramientas y conocimiento que tenemos a nuestra disposición. Bertalan Mesko nos ofrece diez ideas para mejorar el sistema sanitario utilizando para ello la inteligencia artificial, que incluye desde mejorar la toma de decisiones hasta aprovechar al máximo los tiempos de espera. Todo en su blog Science Roll.

Hemos citado muchas veces en el resumen a J. M. Mulet, conocido divulgador científico y autor del blog Tomates con genes. Hoy lo traemos aquí por su nuevo libro, que trata un tema que nos encanta y que además promete mucho, su título es "Medicina sin engaños". Homeopatía, osteopatía, medicina natural, etc. 

La Escola d'Administració Pública de Catalunya acaba de editar el libro "Casos de éxito en redes sociales digitales de las administraciones públicas". Se trata de un libro que se puede descargar de forma gratuita y que incluye muchos casos reales así como estrategias de éxito para establecer canales de comunicación efectivos en la red. Aquí os dejamos la reseña que hacen en Novagob.

Siempre que nos preguntan por los retos de futuro del sistema sanitario solemos repetir, tipo mantra, que la integración real entre los servicios sanitarios y los sociales es esencial para conseguir cerrar el círculo de forma completa, y además asumir realmente que la parte social consigue tantas mejoras en salud como la parte puramente sanitaria. Meijome lo cuenta mucho mejor en este post titulado "La gestión de los vasos comunicantes" que ha publicado en su blog Cuadernillo d@ Enfermeir@.

Pese a algunas sombras que pocas veces se comentan, es cierto que la niña bonita del sistema sanitario español es la ONT (Organización Nacional de Trasplantes). Esta semana, la revista Newsweek nos ha sorprendido con un interesante reportaje titulado "How Spain Became the World Leader in Organ Donations" en el que cuentan el funcionamiento del sistema, con declaraciones de los protagonistas y en el que se incluyen las claves del éxito. 

Acabamos hablando del NICE y de diabetes. Hace unos meses, el conocido organismo publicó el borrador de sus guías sobre diabetes, abriendo además un plazo de dos meses para que cualquier persona pudiera opinar, criticar, etc. En este artículo de HCPDOLS se revisan las reacciones en twitter a los borradores publicados, siendo la mayoría muy negativas. Lo que además el artículo indica es que la presión online pidiendo una revisión del borrador, suele acabar provocando que el NICE haga precisamente eso. 

Llega el momento de la música. Desde Barcelona, puro rock con Mourn:

viernes, 13 de febrero de 2015

El corporativismo y los trapos sucios


A veces los comentarios en los blogs son como un "zas, en toda la boca". Y más cuando el blog trata un tema delicado, casi en la frontera. El origen de todo es una valiente iniciativa promovida por un grupo de enfermeras que, bajo el hashtag #yonopaso, pretende dejar muy claro que el trabajo que se realiza a diario debe hacerse con el máximo nivel de calidad, sin comparaciones, sin escaqueos, y sin que el paciente acabe pagando el pato.

Ya hay muchas entradas publicadas en la blogosfera, como la de Lola Montalvo, Mónica López Ventoso, Sonia Palencia, Olga Navarro o Juan F. Hernández. Pero la que nos llamó la atención fue la que publicó hace unos días el blog Enfermero Mileurista con el título "Quince minutos". Una historia de un cambio de turno, de tareas que se quedan sin hacer esperando a que las haga el siguiente, de pacientes esperando eternamente, etc.

Y de repente, ese zas que contábamos al principio, nos pone de manifiesto muchas cosas. Un simple comentario, pocas líneas... Pues sí, lo del cambio, la excelencia, la mejora constante, el aprendizaje basado en el error y el trabajo en equipo lo dejamos para otro día, ¿no?


Lo que más miedo nos da es que este tipo de comentarios son más comunes de lo que pensamos. Y que ocurren en muchas profesiones, o quizás en todas... Menos mal que la propia autora se desdice y se apunta al #yonopaso en otro comentario posterior, pero ¿realmente son temas para no debatir en público?


jueves, 12 de febrero de 2015

Tus notas, mi salud: el paciente y la historia clínica


Uno de los dilemas actuales respecto a la información sobre salud de cada paciente es su accesibilidad online. ¿Es positivo que el paciente pueda acceder a su historia clínica electrónica o a un resumen de la misma? ¿Quieren los pacientes? ¿Y los profesionales? Pero la dirección actual del debate da un paso más y se centra en la posibilidad de compartir las notas clínicas.

En Estados Unidos hay un proyecto llamado Open Notes que se centra precisamente en ese tema. Primero se plantearon la necesidad de que el paciente pudiera leer esas notas y elaboraron un estudio que se publicó en Annals of Internal Medicine: "Inviting Patients to Read Their Doctors' Notes: A Quasi-experimental Study and a Look Ahead". Los resultados presentaban mejoras en la adherencia al tratamiento y mejoras en autocuidados y control de la enfermedad, sin que la práctica asistencial habitual sufriera cambios. Lógicamente, y pese a publicarse en 2012, el sistema de historia electrónica era muy avanzado (al menos en comparación con lo que tenemos por aquí) y permitía la comunicación segura entre el profesional y el paciente además del envío de emails de aviso. Ah, por cierto, merece la pena leer esta breve explicación del concepto de nota de visita (que hemos traducido aquí por nota clínica).

Uno de los resultados indicaba que un 60% de los pacientes estaba interesado en comentar, añadir o mejorar las notas clínicas. Y eso motivó que se avanzara en el proyecto, lanzando un nuevo reto: ¿y si las notas se convierten en una especie de GDocs para que los pacientes puedan escribir y comentar lo que quieran? Pues ese es el siguiente paso, en el que están trabajando con una ayuda de The Commonwealth Fund, creando las notas clínicas colaborativas en las que el paciente pueda complementar lo que el profesional anota tras cada visita. Uno de los primeros proyectos con las notas compartidas, en las que el paciente puede escribir, se está realizando con pacientes del área de salud mental en el Beth Israel Deaconess Medical Center.

La pregunta clave es la de siempre: ¿hay evidencia sobre las mejoras en salud en el paciente? Y la respuesta es un clásico: hay que investigar más. Precisamente en este reciente artículo del BMJ sobre la experiencia se plantean esa pregunta, y si bien admiten que no hay evidencia suficiente respecto a mejoras en salud, si hay claras mejoras en cuanto a comunicación e información para el paciente y para el profesional. Tal y como señala el citado artículo:
"Further research is needed; many doctors tell us they want evidence about the effect of open notes on clinical outcomes. This is methodologically challenging; opening notes has a wide range of possible effects, and they will be difficult to isolate. Little is known about the long term effects of open notes, but our observation of implementations by multiple providers shows that clinicians adapt readily, and once open notes are switched on, few express ongoing misgivings. We have no reports of doctors turning back from sharing notes once they have started".

Otro elemento muy llamativo fue el hecho de que un buen número de pacientes compartieron la nota con algún familiar o amigo. ¿Y la confidencialidad? Dado que son notas con datos de salud del propio paciente, ¿puede libremente compartirla con quien quiera? Sobre este tema, podemos leer estos dos artículos en JMIR: este y este otro. De hecho, en el estudio original un tercio de los pacientes manifestaron dudas sobre la privacidad de la información.

Aún hay dudas y debates sobre la posibilidad de que el paciente acceda a su historia clínica, por lo que hablar de compartir las notas clínicas suena un poco a sacrilegio. Pero como decían Shenkin y Warner en 1973 (sí, sí, hace 42 años) en el artículo "Giving the Patient His Medical Record: A Proposal to Improve the System", permitir al paciente acceder a su historia clínica "would lead to more appropriate utilization of physicians and a greater ability of patients to participate in their own care".

Os dejamos con una presentación del proyecto Open Notes:


martes, 10 de febrero de 2015

El fin de los congresos aburridos: ¿probamos con una desconferencia?


Igual que siempre se recuerda el primer beso, o eso dicen, también se recuerda la primera desconferencia. Quizás no sea tan romántico ni emotivo, pero sin duda marca. Era enero de 2010, y tras dudarlo unos cuantos minutos y engañar a otro futuro ponente, acabamos en un evento Barcamp que se celebraba en Valencia hablando de gripe A y web 2.0. Barcamp era una red de desconferencias que surgió en California en el año 2005 y que se extendió en muchas ciudades, centrada principalmente en temas de redes sociales, web 2.0, programación, etc. El secreto de este tipo de eventos era que cualquier persona podía exponer un tema y generar un debate multidisciplinar.

Sin embargo, las desconferencias no triunfaron del todo, y mucho menos en el entorno sanitario que nos rodea (hay algunas excepciones como Euskadi, que ha experimentado con eventos como el World Café; el Congreso de la Blogosfera Sanitaria, o el reciente encuentro "Juntos contra el aislamiento digital", etc). La comunidad #hcsmeuES decidió utilizar este formato y en abril de 2011 celebró otra desconferencia, con mesas de trabajo, recogiendo opiniones de todos los participantes y buscando que hubiera cien voces y no solo cuatro o cinco. El resultado lo podéis ver en este enlace.

Sin embargo, el mundo de la difusión de conocimiento en el ámbito de la salud seguía igual. Se hablaba de las desconferencias, se pedían nuevos modelos pero no se daban pasos en ninguna dirección. Para recoger la opinión de todos los profesionales interesados en el tema, wikisanidad organizó un encuentro en twitter en abril de 2014 bajo el hashtag #cambiacongreso para establecer las bases de un nuevo modelo de congresos sanitarios. Muchas opiniones pedían más participación, promover la inteligencia colectiva y conseguir un modelo más multidisciplinar. En este punto la pregunta está clara: ¿y si todos los congresos incluyeran alguna desconferencia?

Pero claro, si la propuesta viene de los frikis de siempre, parece que no tiene sentido. Sin embargo, cuando una revista como PLOS decide publicar un editorial sobre la organización de desconferencias, la cosa cambia. Como dicen, la necesidad de los nuevos formatos se ve claramente cuando "las discusiones más estimulantes generalmente tienen lugar durante las pausas de café cuando los asistentes pueden interactuar entre sí y discutir diversos temas, entre ellos sus propios intereses de investigación, de una manera más informal, mientras que amplian sus propias redes profesionales". 

Y así, con un formato diferente e informal en el que son los propios asistentes los que eligen y debaten los temas, el aprendizaje es mucho más potente dado que se da prioridad a la conversación frente a la simple presentación. El editorial se titula "Ten Simple Rules for Organizing an Unconference" y ofrece diez sencillos consejos para dar un paso adelante:

1. No todo evento puede ser una desconferencia. Si buscas interacción entre los asistentes, el grupo no es muy numeroso y pretendes crear un entorno creativo de discusión, no lo dudes. Pero ante un auditorio de 500 personas, tal vez no tengas otro remedio que recurrir al método tradicional. Eso sí, en un gran congreso hay sitio para todo: desconferencias, mesas redondas, etc.

2. Elige el formato adecuado. Desde el world cafe, al hackathon, los pechakuchas o incluso el modelo pecera... Todo es posible. Y si no te gusta un modelo prefijado, inventa uno propio.

3. Debes tener un objetivo claro. Sentarse con otras personas sin saber el tema principal o sin permitir que el tema sea compartido con los asistentes, puede acabar provocando que la desconferencia fracase.

4. Las presentaciones formales deben ser cortas y muy ágiles. Si el tiempo de debate lo consume una charla magistral, la inteligencia colectiva se quedará en la última fila, sin decir nada.

5. El diseño y ejecución del evento debe ser compartido con todos los asistentes. Es necesario que todos participen en la elección de temas, de ponentes, de sistema de discusión, etc.

6. Evita los entornos rígidos y crea un ambiente que facilite la participación y la conversación. Las barreras deben ser mínimas y el mobiliario y la disposición de las sillas debe favorecer la interacción.

7.  Debes confiar en los participantes. El éxito de la desconferencia depende de todos, ya que no hay un control directo sobre el evento. Además, dado que la asistencia es voluntaria, los asistentes asumen  que tienen una función mucho más activa que en otros eventos. Por si acaso, es útil tener ciertas fórmulas de dinamización de la conversación.

8. La comunicación es la base de la desconferencia, y además debe ser informal. Y si permitimos que todos los asistentes puedan opinar, es importante que dispongan de otros canales para mostrar su opinión, intercambiar ideas y escuchar a otras personas. Twitter es muy importante (proyectar el hashtag puede ayudar mucho), pizarras, hojas blancas grandes en las paredes y rotuladores, wikis o editores abiertos tipo Google Drive o Etherpad

9. Es tan importante el viaje como el destino. El aprendizaje colectivo permite que el propio proceso de intercambio sea tan rico como el conocimiento que se adquiere. Por ello, es esencial disponer de documentación, herramientas de intercambio, y permitir que la conversación se prolongue más allá del tiempo de la desconferencia.

10. Todas las ideas son útiles. Al igual que en los brainstorming, no se puede descartar ninguna idea ni opinión. Por eso es importante tener canales de comunicación para que cualquier persona pueda expresarse, en cualquier momento y de cualquier manera. Un dibujo, una palabra, un gesto, un vídeo, etc. ¡todo sirve!

Así que si vas a organizar un evento, un congreso o unas jornadas, prueba con una desconferencia. Ser diferente tiene su precio, pero el resultado merece la pena...


domingo, 8 de febrero de 2015

El resumen de los ríos (de información): la semana incomunicada


Los peores son los errores conscientes, esos que se cometen casi con mala leche: sabemos que lo hacemos mal y aún así seguimos adelante. Sin importar el daño que cometemos, sin importar las personas. El problema es cuando se confunden los objetivos, ese terrible momento en que los números, los beneficios, el futuro o el poder nos ciegan y nos conducen a un terreno en el que un porcentaje o una palmadita en la espalda vale más que todo lo demás.

Y justo en ese momento de errores conscientes, empiezan los ríos a los que se refiere la foto de hoy, extraída del libro de José Luis Cuerda "Si amaestras una cabra llevas mucho adelantado". Pero nadar a favor es aceptar, y buscar la redención cortoplacista. Ir a contracorriente es más difícil, pero si se llega a buen puerto la sensación es indescriptible. Luchar contra el error consciente, contra "lo hago mal porque quiero" es una de las constantes de este año, como en la iniciativa #yonopaso. En saludconcosas tampoco pasamos...

Nuestro resumen semanal viene cargado de enlaces de primera (y nos hemos dejado un montón, que conste). Aquí tenéis nuestra selección para una semana de frío y nieve. Gracias a todos por estar siempre ahí. Empezamos:

Encontramos en Medcity News una noticia acerca del uso de software como herramienta para reducir la sepsis en los hospitales. Teniendo en cuenta que cada vez es más común encontrar aplicaciones de historia clinica electrónica que cuenta con datos masivos de pacientes, ¿se pueden encontrar los patrones para prevenir la sepsis en pacientes con infecciones graves?

Poco a poco, las comunidades autónomas van lanzando sus proyectos normativos de creación masiva de unidades de gestión clínica. Y mientras algunos colegios profesionales y sindicatos siguen debatiendo sobre aspectos marginales, el profesional se encuentra sólo ante el peligro. Por eso es importante, además de escuchar los grandes discursos, leer las opiniones de profesionales de trinchera. En este caso, Roberto Sánchez publica una entrada en su blog para ofrecer unas cuantas razones para oponerse a la implantación de la gestión clínica en Castilla y León.

Juan Irigoyen nos recuerda en su blog Tránsitos Intrusos un libro poco conocido pero casi imprescindible en el mundo de la gestión sanitaria. Se trata de "El trabajo de gestión desde una Dirección Médica. Los profesionales, las prácticas clínicas y los gestores", editado por José Expósito, en el que diversos expertos recopilaban ideas, contenidos, proyectos y reflexiones sobre el mundo de la gestión. Juan ofrece en este post su aportación al libro.

Esta semana, Obama (si, si, el mismísimo presidente) ha lanzado una iniciativa sobre Precision Medicine, algo que podríamos traducir por medicina personalizada, y que pretende recopilar información genética para desarrollar tratamientos en enfermedades graves adaptados a cada persona. En este artículo de The New Yorker analizan las luces y las sombras de esta revolución en el campo de la salud.

Hace más de siete años que tuvimos la suerte de conocer a Iñaki (conocido en Twitter como @goroji) en el marco del programa de intercambio Hope. Esta semana, su criatura online Sobrevivirrhhé, un blog que navega en las aguas de los recursos humanos con muchos guiños al mundo sanitario, ha cumplido cinco años. Desde aquí nuestra enhorabuena y por supuesto nuestro ánimo para que siga como mínimo quince o veinte años más. 

Algún día le preguntaremos a Sergio Minué como encuentra tantas historias de inmediata aplicación a los dilemas de la gestión sanitaria. Si ya nos conquisto con los auriculares de coco, esta vez la historia va de intuición y de radares, y de cómo saltarse la evidencia tiene buenos resultados en base a la experiencia y a la intuición. Podéis leer su post en el blog Gerente de Mediado, o este texto de 2009 del blog New Scientist.

Chema Cepeda no necesita presentación: enfermero, autor del Manual de Inmersión 2.0 para profesionales de la salud, humanista y bloguero (no os perdáis Salud Conectada y El efecto Pigmalión). En enero de 2015 Chema impartió la conferencia inaugural de las II Jornadas de Innovación y Desarrollo que organizó el Hospital Marques de Valdecilla, y en este post ha resumido su intervención, además de reflexionar sobre la importancia de hackear la salud.

La Sociedad Catalana de Gestión Sanitaria ha elaborado un video dirigido a estudiantes y profesionales sanitarios sobre los valores de la práctica clínica y la importancia de evitar causar daño al paciente con la actividad asistencial. En este post del blog de Jordi Varela, se enumeran las diez claves y además puede verse el video. Merece la pena.

Escuchar en la calle que oler un limón ayuda a prevenir el cáncer nos pondría los pelos de punta. Pero si ese mensaje se ofrece en un programa de la televisión pública, en horario de mañana, el efecto puede ser muy dañino. Tanto Naukas como Que mal puede hacer están difundiendo una campaña de firmas para que este tipo de mensajes no vuelva a aparecer en programas de televisión.

Uno de los hashtags del fin de semana ha sido, sin duda, #siap2015, que ha recogido todos los tuits del Seminario de Innovación en Atención Primaria que se ha celebrado en Granada. Seguro que a lo largo de los próximos días se irán publicando entradas y artículos sobre todo lo que se dijo en el seminario. Precisamente, sobre la atención primaria y su reforma, Michael Porter publicó en Health Affairs un artículo en el que plantea algunas claves para un rediseño de este modelo asistencial. En el blog BIGS han revisado, resumido y comentado su propuesta. 

Por cierto, el próximo SIAP tratará sobre las vacunas. Por eso, os traemos dos interesantes enlaces sobre este tema que nos han llamado la atención esta semana: María José Mas nos recuerda la evidencia que existe sobre la seguridad de las vacunas en su blog Neuronas en crecimiento; por otra parte en este artículo de Verne hablan del reciente brote de sarampión en Estados Unidos y de la carta que escribió Roald Dahl en 1988 para concienciar sobre la importancia de la vacuna.

Google decidió apostar fuerte por la salud y se nota en internet, ya que raro es el día en el que no se publica un análisis o comentario sobre sus proyectos. En esta noticia de Bloomberg, comentan la alianza entre Google y Biogen en la investigación de la esclerosis múltiple. ¿Es capaz Google y sus algoritmos de encontrar una solución para todo en un mundo de datos?

Y llega la música. Desde Granada, Los Planetas... 


viernes, 6 de febrero de 2015

¿Y si el "brain training" no funciona?


Ya hemos hablado muchas veces del problema de las apps relacionadas con la salud y la evidencia que las sustenta, ya que muchas veces se lanzan pensando más en la forma que en el fondo. En el caso que comentamos hoy, ponemos sobre la mesa los videojuegos de ejercicio mental: los míticos brain training.

En noviembre de 2014 se publicó en PLOS una revisión sistemática sobre la efectividad de los videojuegos de entrenamiento mental y el resultado es muy claro: apenas hay mejora en las capacidades cognitivas. Y no solo eso, cuando el entrenamiento se hace en casa sin supervisión, el brain training no es efectivo para combatir el deterioro cognitivo.

Tal y como recoge este artículo publicado en El País, la opinión científica es unánime. De hecho, 69 expertos firmaron una carta (publicada en la web del Stanford Center on Longevity) titulada "A Consensus on the Brain Training Industry from the Scientific Community" en el que ofrecen cinco recomendaciones muy claras:
- Hace falta más investigación. Pero es mejor una hora paseando, leyendo o hablando con otras personas, que practicando con este tipo de juegos mentales.
- El ejercicio físico mejora la salud en general, y también las capacidades cognitivas.
- Ojo con el marketing o los estudios patrocinados o los sesgos... 
- No hay ningún estudio que avale que este tipo de juegos cura o previene el alzheimer u otros tipos de demencia.
- Jugar una vez a este tipo de juegos no implica que el envejecimiento se pare por un tiempo. No es una vacuna.

En resumen, que la evidencia de que los juegos de brain training reducen el deterioro cognitivo es mínima. ¿Y cual es la principal conclusión? Pues que los consejos clásicos siguen estando totalmente vigentes: jugar en el parque con los nietos, caminar, dedicarse a cuidar el jardín (o las macetas), leer, hablar con más gente... 

Para saber algo más, os recomendamos este amplio artículo de The Guardian y esta entrada del blog Scientific American. Además, el manifiesto de Stanford tiene algunas referencias bibliográficas muy interesantes.

miércoles, 4 de febrero de 2015

Formación en gestión sanitaria: ¿nuevas materias para nuevos tiempos?



Hace poco más de año, se nos ocurrió publicar en el blog una entrada pidiendo que la formación de directivos en el ámbito sanitario incluyera unos conocimientos básicos en bases de datos, sistemas de información, UML y diseño de procesos. El objetivo no era transformar al gerente en un programador, pero al menos que esos temas no le sonaran a chino.

En una línea similar, hace unos días, Amalio Rey publicaba en Sintetia un listado de 15 materias que deberían añadirse a los programas formativos para gestores. Y como su entrada nos ha encantado, hemos decidido seleccionar las materias que mejor se adaptan al mundo sanitario por si alguna escuela de formación o universidad se atreve a cambiar el sistema sanitario con la formación.

Esta es nuestra propuesta, usando algunos de los temas que propone el post de Amalio Rey y añadiendo algunos más:

- Historia crítica del management. Estudiar los errores del pasado para mejorar el futuro, evitando que las nuevas teorías nos engañen (como señala el conocido efecto halo).
- Antropología de la innovación. Señala Amalio que es tan importante conocer la organización como sus datos. Para saber más del tema, os recomendamos esta entrada
- Si hablamos de la comunicación y de la creatividad, es esencial cambiar el lenguaje y para ello, nada como la poesía y la literatura
- Visualización de datos. En pleno siglo XXI, es tan importante el dato como la forma de transmitirlo. Un buen ejemplo en esta web.
- Organización abierta y open leadership. Transformar las organizaciones sanitarias, hacerlas más transparentes, empezar a entender que la apertura y la participación son esenciales.
- Marketing ético (y social). Conocer los mecanismos de cambio social y de transformación personal. El marketing es una herramienta de gran potencia para promover hábitos saludables y generar estrategias de salud dirigidas a la población, y el directivo debe conocer sus elementos esenciales.
- Estadística. Pues sí, entender los datos y evitar meter la pata con porcentajes, probabilidades, etc. En algunos cursos y master ya es habitual este tipo de asignaturas.
- Inteligencia colectiva y web 2.0. Uber o Airbnb han transformado el mundo empresarial, y en breve este tipo de experiencias transformarán la salud. Los líderes deben manejarse perfectamente en este nuevo entorno.
- Evaluación económica y de tecnologías. Lógicamente no pedimos conocimientos como para elaborar un informe completo pero si para entenderlo adecuadamente, extraer la información útil, comparar y tomar la mejor decisión. Afortunadamente este tema si empieza a estar presente en muchos cursos.
- Gestión del conocimiento. Revisiones sistemáticas, búsqueda de información, difusión de conocimiento, etc. Un clásico imprescindible para un jefe.
- Acabamos con el primero: sistemas de información y bases de datos. Incluso algo de sql o de programación muy básica. 

Algunas pueden parecer algo atrevidas, pero otras son esenciales. Y otras son perfectas para el autoaprendizaje, ¿empezamos con la poesía?


lunes, 2 de febrero de 2015

MIR 2.0 2015: nadie quiere que gestiones


Se suele decir que no hay quinto malo, por eso un año más, colaboramos en el proyecto que un día parió Emilio Dominguez (@emilienko) y participamos de esta locura colectiva que se ha venido en llamar MIR 2.0.

El amigo Emilio lo explica mucho mejor en su blog"Llega enero, mes que todo el mundo asocia con frío, sacrificios, dieta y buenos propósitos. Pero, desde hace cinco años, para mí y para muchos voluntarios de toda España, enero tiene un significado más: el proyecto MIR 2.0."

Este año, como todos los anteriores, el amigo Iñaki Gonzalez (@goroji), autor de Sobrevivirrhhé  e impulsor de mil proyectos, y un servidor, teníamos intención de encargarnos de las preguntas que se hicieran sobre gestión sanitaria, aunque bien es verdad que no teníamos esperanzas en que fueran muchas visto lo visto en ediciones anteriores: tres preguntas en 2011, y una en los años 2012, 2013 y 2014.

¿Y en 2015 qué? ¿Se confirma la tendencia o visto que en foros de expertos se empieza a hablar de profesionalizar la gestión sanitaria han ampliado el número de preguntas?

Pues nada de nada, después de 235 preguntas y cinco horas de examen, no busquen preguntas de gestión sanitaria porque no las hay, está claro que los que organizan el cotarro no quieren que los médicos sepan de gestión, y no, no es porque se hayan creído eso de profesionalizar la gestión, que va, ojalá... para mí que lo único que quieren es seguir dejando en los puestos de gestión a los amigos de partido... de partido político, de partido de golf o de partido de dominó.

Pero no, ustedes queridos médicos, no hace falta que sepan de gestión, para qué, no vaya a ser qué den con la tecla y hagan preguntas incómodas a los que se jactan de gestionar sus hospitales, servicios o centros de trabajo.

Para los que aún así piensen que sí, que un médico (y el resto de profesiones sanitarias) debe saber de gestión, os regalamos este documento de Vicente Ortún con las tres cosas que un clínico debería saber sobre Economía.

En fin, al margen de las NO PREGUNTAS de gestión sanitaria, toda la información al respecto de este proyecto colaborativo MIR 2.0 2015 la puedes encontrar en Wikisanidad.

Y si quieres ver nuestras anteriores participaciones en este proyecto, puedes hacerlo aquí:
1. MIR 2.0 2011 (1ª edición).
2. MIR 2.0 2012 (2ª edición). 
3. MIR 2.0 2013 (3ª edición). 
4. MIR 2.0 2014 (4ª edición). 

Nota: publicamos este post tanto en Sobrevivirrhhé como en Salud con Cosas. El texto lo escribimos, firmamos y apoyamos los dos blogs (bueno, Iñaki se lo ha currado más, hay que ser sinceros).

Nota 2: curiosamente, en el examen EIR aparecen 5 preguntas sobre gestión sanitaria (193 a 197). Temas como la gestión clínica, la gestión por procesos o el cuadro de mando, entre otros.

Actualización (02/02/2015 a las 22.42):

Finalmente, y gracias a un tweet de Ignacio Rosell parece ser que se ha encontrado una pregunta de gestión sanitaria:

187. En evaluaciones económicas, ¿cuál de los siguientes costes corresponden a costes indirectos no sanitarios?

Pasamos a analizar las respuestas:
1. Hospitalización del paciente. Es directo y sanitario
4. Gastos de desplazamiento del paciente. Es directo y no sanitario
5. Rehabilitación del paciente. Es directo y sanitario

Habitualmente se consideran costes directos sanitarios los recursos empleados en atención primaria, atención especializada, hospitalizaciones, medicamentos y programas de carácter preventivo.

El término coste indirecto designa las pérdidas potenciales de producción que ocasiona una enfermedad. Se trataría de los recursos que dejan de generarse por su causa. Una interpretación más amplia (CCOHTA, 1997) incluiría no sólo el tiempo de trabajo perdido por el enfermo, sino también la producción laboral perdida por los cuidadores no remunerados de los enfermos, la productividad doméstica perdida por unos y otros (también llamada productividad no laboral o no remunerada) e incluso el tiempo de ocio sacrificado también por ambos.

El citado artículo incluye el coste de los cuidadores formales (remunerados) como coste directo no sanitario. Por otra parte, el tiempo de los cuidadores no remunerados (la familia por ejemplo) si se incluye en coste indirecto no sanitario. Aunque hay países que los contabilizan de otra forma.

De esta forma, la respuesta 2 y la 3 podrían ser correctas:
2. Cuidados en casa del paciente
3. Pérdida de productividad del paciente


No obstante, siendo estrictos y siguiendo la descripción exacta de las respuestas, la número 2 es un coste directo y el 3 es indirecto. Así que respuesta correcta la 3.