miércoles, 23 de abril de 2014

Hacia un nuevo modelo de congreso: #cambiacongreso



El 29 de abril tenemos una cita... Wikisanidad ha decidido hacer un encuentro en Twitter (tweetup) para hablar de la necesidad de cambiar el modelo actual de congreso. En el último #carnavalsalud surgieron bastantes entradas relacionadas con el modelo caduco de congreso que tenemos, centrado en el ocio y en el networking, que deja de lado muchas veces la difusión e intercambio de conocimiento. Y nos juntamos con Mónica y Chema para dar una vuelta de tuerca más al tema de los congresos.

Desde la perversión del póster y la comunicación, ligados siempre a la inscripción, que acaba provocando que se acepten el 95% o más; pasando por la poca importancia que suelen tener los aspectos ligados al conocimiento; a la necesidad de pensar desde una perspectiva virtual. Todo tiene cabida en el nuevo modelo de congreso, que va asociado al hashtag #cambiacongreso.

El debate tendrá lugar el próximo martes 29 de abril de 22 a 23 horas en Twitter, usando #cambiacongreso para los tuits. ¿Nos ayudas a difundir el encuentro? Toda la información aparece en este enlace. Las tres preguntas que se plantean son:
Q1. ¿Qué funciona en los congresos de salud?
Q2. ¿Qué no funciona en los congresos de salud?
Q3. Nuevos modelos de congreso.

Todo se puede resumir en lo que cuenta Álvaro González Alorda en esta presentación: enséñame algo que no pueda encontrar en Google...



martes, 22 de abril de 2014

El riesgo de informar sobre el riesgo


Cuando se tiene una idea, a veces conviene dejarla en reposo hasta que llega algún texto o imagen que encaja como una pieza de puzzle... Algo así nos ha pasado con el artículo "Percepción de los factores de riesgo de cáncer por la población española" que se publica en el último número de Gaceta Sanitaria.

El artículo se basa en los datos del Oncobarómetro, un estudio realizado por el CIS por encargo de la Asociación Española contra el Cáncer. Un estudio con datos muy interesantes y que ayuda a establecer diversas estrategias de prevención. De hecho, llama mucho la atención que un 26,8% de los encuestados ha recibido alguna recomendación para prevenir el cáncer (ver pregunta 12).

Entre las conclusiones del artículo figura que: "Las recomendaciones de los/las profesionales sanitarios para prevenir el cáncer, así como conocer algún signo o síntoma de cáncer, se asocian positivamente a percibir importantes los factores de riesgo". La primera es esencial, pero la segunda apenas se desarrolla en el artículo y deja en el aire sus posibles inconvenientes (como el alarmismo que puede generar).

Precisamente, ayer se difundía en twitter (muchas gracias al tuitero @cateterdoblej) la imagen de una campaña informativa del Gobierno federal de México centrada en dar a conocer las señales de alarma y síntomas del cáncer en niños y adolescentes. Algunos de los síntomas incluidos son demasiado inespecíficos como la epistaxis, la fiebre sin causa aparente, el mareo o la palidez, fatiga y cansancio. El debate que se generó se centró en tres elementos: la importancia de informar, el alarmismo que se puede generar y que muchos de los síntomas son motivos comunes de consulta en niños sanos.

Coincidimos con la importancia de informar al ciudadano, pero quizás sea mucho más efectivo mejorar la información directa al paciente por parte del profesional sanitario sobre los riesgos. De hecho, es necesario diferenciar los factores de riesgo (alcohol, tabaco, exposición solar, etc) de los síntomas y signos. ¿Qué información debemos plantear al ciudadano respecto del cáncer? El Plan Oncológico de Andalucia (por ejemplo) propone informar al ciudadano sobre estilos de vida saludables y sobre los temas incluidos en el Código Europeo contra el Cáncer. Este Código propone recomendaciones de prevención y estilos de vida, así como información sobre síntomas bastante específicos y concretos (lunares, bultos, sangrados, etc). 

Quizás el elemento diferencial de la campaña del Gobierno de México sea centrar esa información en los niños. ¿Eso la hace más alarmista? Informar siempre, pero con mucho cuidado.


domingo, 20 de abril de 2014

El blog en los tiempos del cólera: un resumen mágico


Teniendo en cuenta que estamos en los últimos días de las vacaciones primaverales, vamos a hacer una introducción ligera para que podáis disfrutar directamente de nuestro resumen semanal. ¿Todo preparado para la acción?

Empezamos con nuestra selección:

Este artículo de The Healthcare Blog analiza los diferentes modelos de pago a profesionales sanitarios desde una perspectiva muy USA. Pero es mucho más interesante comprobar su visión del modelo europeo al hablar del sistema sanitario sueco.


Una revisión de una iniciativa clásica y muy utilizada: enviar mensajes para recordar las citas con el especialista y así conseguir un porcentaje de asistencia mayor. En esta noticia de The Guardian nos cuentan como algunos hospitales del NHS colaboran con DrDoctor para mejorar la gestión de las citas.



¿Ha aumentado el porcentaje de partos gemelares en las últimas décadas? ¿Tendrá algo que ver el incremento de los embarazos procedentes de fecundación in vitro? En The Atlantic hablan de ese aumento e incluyen algunos datos muy llamativos.

En estos días de elección de plaza en el MIR se agradece un post como el de María José Más sobre el periodo de formación de la especialidad de pediatría en su blog Neuropediatra. El texto nos ha recordado mucho a aquella mítica serie que público Anna Pardo Una Historia Clínica sobre todas las especialidades, que en el caso de Pediatría contó con la participación de Amalia Arce y de Rubén García.

La revista Nature ha editado un suplemento dedicado íntegramente a la obesidad, y además con acceso completo gratuito. Merece la pena. Eso si, es muy llamativa la esponsorización de una conocida empresa relacionada con la alimentación.

Esta semana, Luis Neira publicaba un tuit con un enlace a una noticia del Dallas Observer sobre una paciente que murió tras una intervención quirúrgica. Lo curioso de la noticia es que los abogados de la familia acusan al anestesista por estar consultando Facebook dentro del quirófano. La doctora Jomeini comenta la noticia en su blog y nos cuenta su visión del tema, con bastante razón por cierto.

En los desayunos escolares en USA, la leche con chocolate es la elección de la mayoría. ¿Qué ocurriría si se prohibiera su consumo? Un experimento con esas características se llevó a cabo en varias escuelas de Oregón, con un resultado bastante llamativo. Podéis leer el artículo original publicado en PLOS como en esta revisión de Science Daily.

Llegan más informes a nuestro sistema sanitario, en este caso el Informe Cronos sobre el paciente crónico. El informe lo patrocina Lilly y lo firma The Boston Consulting Group, una consultora que en España ha tenido de momento poca presencia en el sector. ¿Son los informes sobre sanidad una buena forma de darse a conocer? En prensa, los titulares se han centrado en el ahorro asociado a una mejor atención a los pacientes crónicos (8000 millones de euros al año, o eso dicen).

Cuando ciertos temas llegan a las publicaciones generalistas es que el cambio social se aproxima. Por eso nos ha gustado mucho ver en la revista Quo un artículo sobre el lavado de manos entre profesionales sanitarios. Bueno, también nos ha gustado mucho ver que las declaraciones son de Tamara Sancho y de Javi Padilla.

Acabamos con una de las noticias de la semana. Según una revisión Cochrane publicada hace pocos días, los conocidos medicamentos Tamiflu y Relenza no fueron efectivos contra la pandemia de gripe A. ¿Tiramos el dinero a la basura en aquella época? ¿O la presión social de la época justificó la medida de comprar Tamiflu sin apenas evidencia?

Rescatando de la torre de CD's aquel mítico Nashville de Josh Rouse, nos quedamos con una de nuestras favoritas del hombrecillo de Nebraska que se enamoró del Mediterráneo:


miércoles, 16 de abril de 2014

Soluciones fáciles, soluciones imposibles


Las soluciones sencillas son las más difíciles de poner en marcha. Y quizás por eso, son las que se dejan a un lado y se olvidan con el paso del tiempo. Y ponemos parches, y nos inventamos estrategias de mejora que pasan de puntillas por los problemas de siempre. Y todo sigue igual, con la inercia como impulsor esencial del futuro.

En el año 2010, en el ámbito del NHS se editó un libro blanco titulado "Equity and excellence: liberating the NHS" que incluía las líneas básicas de reforma que iban a ponerse en marcha. Poco tiempo después, The King's Fund realizó una encuesta a 500 médicos de atención primaria y 500 especialistas hospitalarios para conocer su opinión respecto de dicha reforma. Para la encuesta, utilizaron los médicos dados de alta en la plataforma doctors.net.uk

Una de las preguntas se centraba en conocer la forma de obtener mejoras en la eficiencia en el sistema sanitario. Y las dos respuestas que obtuvieron mayor apoyo fueron: colaboración entre profesionales y coordinación entre organizaciones.



¿Y por qué si es tan sencillo no se pone en marcha? Hay muchos motivos, pero podemos destacar: los diferentes objetivos de cada organización (nadie quiere ceder), las expectativas de los grupos profesionales (complicadas de unir), el miedo a la pérdida de poder, la ausencia de una estrategia conjunta centrada en los resultados en salud, la pobre visión de políticos y directivos, etc. Muchas veces ni siquiera sabemos que piensan los profesionales del centro de al lado... 

Conseguir que los profesionales colaboren en los procesos asistenciales, pensando en el paciente; y trabajar para que las organizaciones trabajen de forma coordinada (principalmente hospitales con centros de salud) son dos de las claves esenciales para mejorar el sistema sanitario y conseguir una atención centrada en el paciente. Sin embargo, ambos elementos dependen mucho de la actitud de cada profesional y de la cultura de las organizaciones. El mensaje está claro: juntos es mejor. Ahora solo hace falta pasar a la acción... 

lunes, 14 de abril de 2014

Objetivo calidad


De vez en cuando es necesario cuestionarse algunas de las premisas básicas que sirven de apoyo a los sistemas sanitarios actuales, darles un par de sacudidas y volver a ver lo que queda de ellas. Para ello, nada como conocer dos puntos de vista totalmente opuestos alrededor de un tema concreto.

Para ello, hay iniciativas muy interesantes como Opposing Views de The Medical Journal of Australia. En este cara a cara, han elegido un tema muy llamativo: ¿es mejor gastar el dinero en mejora de la calidad o en servicios sanitarios? Dicho de otra forma, ¿la mejora de la calidad consigue realmente mejoras en salud?

El argumento contra los procesos y unidades de mejora de la calidad lo firma J Alasdair Millar, y se basa principalmente en el coste creciente de estas actividades y en la poca evidencia existente de beneficio clínico. En resumen, mucha inversión para un beneficio mínimo. Por ello, propone desviar parte de ese presupuesto a financiar mejores cuidados de salud. Entre la bibliografía que comenta, destacamos un informe de The Health Foundation ("Does improving quality save money?") y un artículo publicado en NEJM ("The Unintended Consequences of Measuring Quality on the Quality of Medical Care").

El argumento a favor de la mejora de la calidad es de William B Runciman, y se basa en que aumentar la intensidad de los cuidados no siempre implica cuidar mejor, y por ello su argumento apoya la idea de invertir en mejoras de la calidad. 

¿Existe evidencia respecto de las unidades de mejora de la calidad? ¿O es algo que no necesita evidencia ya que mejorar siempre es útil? Aunque quizás haya que analizar como ponemos en marcha las estrategias de calidad, si son conocidas en la organización y si van más allá de conseguir sellos o certificados. Calidad implica cambiar los procedimientos, y para eso hace falta adaptar comportamientos, cultura, etc. Será cuestión de plantearse hasta donde queremos llegar...

domingo, 13 de abril de 2014

¿Quien me ha robado el resumen de abril?


Las épocas de cambio se miden por las ausencias, por los días que arrancas del calendario y por el olvido repentino de todo lo que salió mal. Quizás esa sea la gasolina que consigue que durante un tiempo caminemos esquivando el riesgo y los baches, quizás... Por eso siempre estamos cambiando, porque necesitamos arrancar algún día del calendario y olvidar lo que no sale como queremos. Y sí, incluso las ausencias para volver sin la frente marchita.

Hoy tenemos resumen prevacacional, o algo parecido. Por eso hemos seleccionado los enlaces justos para no pecar de aburridos, que los domingos también son días de asueto y de ocio. Aquí tenéis nuestra propuesta de lectura. Feliz día a todos :)

La revista Journal of Health Organization and Management dedica su último número a la metodología Lean (como, ¿que no sabéis lo que es? Pues para eso está la web de Osenseis). Hay artículos centrados en la mejora laboral gracias a Lean, o como se aplica Lean a un laboratorio de anatomía patológica o al servicio de urgencias hospitalarias. Muy recomendable, sin duda.

Además de lo que entendemos por medicina, hay un terreno muy grande ocupado por las llamadas medicinas alternativas. Salvador Casado, a partir de una reflexión publicada originalmente en la revista British Medical Journal, se pregunta si sería conveniente enseñar este tipo de tratamientos en las facultades de medicina. Sobre este tema, hace unas semanas publicamos un post titulado "Gestión de dudas existenciales".

Según un artículo publicado en JAMA, 20 de las 50 compañías farmacéuticas más importantes del mundo tienen en su consejo de administración a médicos de centros hospitalarios universitarios. ¿Y el conflicto de intereses? ¿Y la ética? Curiosamente, las retribuciones por estar en ese tipo de puestos alcanza sumas de 6 cifras... The Atlantic comenta el artículo y lanza algunas reflexiones muy interesantes.

Problemas económicos, dilemas en la comunicación con el paciente... En total, 10 aspectos en los que las historias electrónicas aún tienen que mejorar para conseguir su uso generalizado. En la web Market Watch analizan esos aspectos y los comentan, para dejar muy claro que rumbo tomar en el futuro de la historia clínica.

El 10 de mayo se celebran en Alicante las Jornadas sobre Cuidados Paliativos 2.0, organizadas por SECPAL y Cecova. Fernando Campaña se plantea en su blog Nuestra Enfermería si es posible un congreso diferente y utiliza como ejemplo estas jornadas. Nos vemos en mayo en Alicante.

Pensamos que el gasto farmacéutico es una pesada losa para la sostenibilidad de nuestro sistema sanitario, pero en otros países como Estados Unidos piensan algo muy parecido. Las conclusiones a las que llega este artículo del Washington Post son: el gasto se eleva año tras año y existe una gran variabilidad en dicho gasto en cada territorio. Eso sí, allí tienen más datos para hacer un análisis así.

Acabamos con una entrada que nos ha gustado mucho que publican en el blog Cuidando, que habla de formación y de investigación pero desde una perspectiva de trinchera, es decir, de profesional de a pie. El título ya anticipa algo del tema: "La perversión del póster científico". ¿Sirven para algo los póster en los congresos? ¿Son la excusa para conseguir una inscripción para el profesional y más fondos para el organizador? 

El dibujillo del principio es de Hugh MacLeod. La canción no podía ser otra...

 

sábado, 12 de abril de 2014

Algo para recordar


No pasará a la historia como un gran guitarrista, y de hecho lo vi pocas veces coger una guitarra. Había una en el cuartito en el que yo me encerraba para (intentar) estudiar, ese sitio donde se forjan los sueños, llena de papeles, de discos, de revistas y de locuras. Algunas tardes de domingo, cuando el examen del lunes acechaba, y yo revisaba los apuntes, aparecía y cogía la guitarra para animarme y ayudarme a vencer a la pereza.

Una de las canciones que siempre recuerdo es "Torna a surriento", una vieja canción napolitana de principios de siglo XX, que tocaba a ritmo de rondalla (sin cantar, casi como un acompañamiento). Una canción sencilla, alegre, de las que invitan a nunca perder la esperanza. Hasta Elvis hizo una versión...


viernes, 11 de abril de 2014

La hepatitis y los medicamentos caros


Si empezamos por confesar miedos, los que nos dedicamos al mundo de la gestión sanitaria coincidiríamos en uno muy concreto: los tratamientos farmacéuticos de alto impacto (en otras palabras, los medicamentos muy caros). ¿es un miedo real? Sin duda, sí ya que un solo tratamiento puede quebrar el presupuesto más holgado, pero hay otras cosas que debatir además del precio.

El ejemplo de moda se llama Sofosbuvir (en el blog de Vicente Baos nos cuentan muy bien que hace este medicamento), un medicamento contra la hepatitis C, con una alta efectividad y seguridad. Sin embargo, no todo es perfecto, ya que el precio por tratamiento de 12 semanas ronda los 60.000 euros. Para quitar los miedos y matar monstruos, lo mejor es echar mano de los expertos; en este caso nos quedamos con lo que contaba Javier Padilla en Médico Crítico acerca de este nuevo medicamento: "Probablemente no serán los nuevos medicamentos contra la hepatitis C los que se carguen nuestro sistema sanitario; en todo caso sería culpa del no establecimiento de mecanismos racionales y estandarizados de incorporación de prestaciones a nuestra cartera de servicios financiada".

¿Y esos precios tan elevados? ¿Como puede ser un medicamento tan caro? En el artículo "Minimum costs for producing hepatitis C direct-acting antivirals for use in large scale treatment access programs in developing countries" (accesible en pdf a texto completo) se habla precisamente del precio que puede alcanzar este tratamiento que, en un plazo de 15 años, puede alcanzar los 100/250 dolares por un tratamiento de 12 semanas, una vez amortizado el coste de investigación y desarrollo del fabricante. Precisamente ese coste de investigación, unido al de marketing, son los que encarecen los medicamentos ya que la fabricación tiene un coste algo más controlado.

En Estados Unidos, un grupo de congresistas ha plantado cara a Gilead (fabricante de Sofosbuvir) y le pregunta en abierto cuatro cosas tremendamente claras:
1. Metodología empleada para el cálculo del precio.
2. Posibles descuentos a países en vías de desarrollo.
3. El impacto económico de la reducción de plazo de revisión del medicamento por la FDA.
4. Impacto para aquellos proveedores de salud que decidan no suministrar el medicamento a sus pacientes.

El medicamento ha llegado a protagonizar un editorial del New York Times que se plantea cuanto debería costar un tratamiento para la hepatitis C. Pero la confusión que se genera al hablar de costes, o para entender la diferencia entre un coste fijo y uno variable, o en la forma de extraer el coste concreto de un procedimiento de entre el funcionamiento global de un centro sanitario dificulta que el debate pueda ser riguroso. Además, es necesario recordar que el medicamento no va dirigido a todos los pacientes ya que inicialmente solo un grupo de pacientes muy concreto debería recibirlo (lo cuenta Javier Padilla y también este artículo de Kaiser Health News).

Cada vez hay más casos de uso racional del medicamento aplicado a ejemplos tan caros como Sofosbuvir, pero hay algo que debemos decir antes de acabar: es importante revisar los nuevos medicamentos y establecer procedimientos de prescripción adaptados a los diferentes tipos de pacientes, pero no podemos olvidar esos medicamentos (algo más antoguos) autorizados en España, que lastran la factura farmacéutica y que también necesitan algo de control.

Nota: gracias a Cecilia Calvo por tuitear el informe de los congresistas estadounidenses.

miércoles, 9 de abril de 2014

Vamos a jugar a un juego


Esta semana la cosa va de modas: y si el lunes tocó hablar de datos, hoy nos pasamos a los juegos (gamificación o ludificación). Juegos para aprender, juegos para promover conductas saludables y juegos para los cambios de comportamiento. En definitiva, buscar el cambio gracias a los juegos y conseguir una mayor motivación de una forma que a todos nos es familiar.

Lo primero es la base teórica: saber en que se basa la gamificación, que se puede hacer con juegos y como diseñar un buen juego. Nuestra sugerencia es sencilla: Coursera. Hace poco finalizamos el curso "Gamification" de la Universidad de Pennsylvania y sinceramente merece mucho la pena, además el profesor es bastante ameno (Kevin Werbach). Aquí tenéis el enlace al curso y aquí podéis ver el material completo.

El cambio de comportamiento, tipo deporte o dieta, puede ser fácil de conseguir a corto plazo pero lo complicado es que dicho compromiso permanezca mucho más tiempo (podemos pensar en dejar de fumar por ejemplo). De hecho, uno de los objetivos de los juegos es intentar que ese cambio se prolongue y se interiorice (cambiar hábitos). Tenéis algunas pistas e ideas en este informe de Accenture titulado "Scores, badges, leaderboards and beyond. Gamification and sustainable behavior change".

¿Pero es fácil cambiar de comportamiento? Es obvio que no, y la tecnología puede servir de ayuda, pero siempre hará falta algo más. Algunos ejemplos de las dificultades de conseguir ese cambio con una app lo cuenta este artículo. De hecho, ¿quien no ha dudado un mes después de empezar a apuntar las calorías consumidas cada día? ¿quien no lo ha dejado a los dos meses?

Y llegamos a los juegos para aprender. Hay muchos, y más en el ámbito de la salud y la sanidad. Nos hemos decantado por un ejemplo real, muy divertido, que han elaborado los amigos de Menarini y que se llama TriviFarma. El objetivo es aprender algo más sobre salud 2.0 usando un juego muy similar al Trivial (o a Triviados), que se puede descargar tanto para iPhone como para Android. La app lleva 1300 descargas, se han jugado más de 400 partidas y actualmente hay 840 usuarios activos. Si quieres saber algo más, ¡juega!

Acabamos con una interesante presentación de HubBubHealth, una empresa enfocada a la promoción de hábitos saludables dirigida a empleados de grandes organizaciones, que cuenta algunos de los conceptos clave para hacer buenos juegos enfocados a la salud.


lunes, 7 de abril de 2014

Ya tenemos los datos: ¿y ahora qué hacemos?


Quien nos lo iba a decir... Prueba superada: ya pueden consultarse los datos e indicadores de calidad y asistencia sanitaria de los centros públicos en Madrid. Para ello, se ha creado una web llamada Observatorio de Resultados del Servicio Madrileño de Salud en la que aparecen datos relativos al estado de salud de la población (mortalidad, morbilidad y factores de riesgo), datos de los centros de atención primaria y finalmente datos de los hospitales.

¿Son los primeros? Pues no, la Generalitat de Cataluña lleva unos años publicando sus datos a través de la Central de Resultados del Observatorio del Sistema de Salud de Cataluña. En este caso, es posible acceder a los datos para su explotación o consultar los informes anuales (con comentarios y aclaraciones).

¿Y ahora qué?  Inicialmente, mucha gente hará comparaciones sencillas de su hospital con el hospital más cercano o con el mejor/peor en algún indicador. De hecho, es habitual que esas comparaciones protagonicen algún titular en los medios. Un ejemplo sencillo: el Hospital de Getafe tiene un porcentaje de cesáreas de 21,60%, que podría compararse con hospitales de su nivel como el Príncipe de Asturias (23,40%) o Fuenlabrada (18,60%).

Ampliando el campo de comparación y con una perspectiva clara de mejora, los profesionales implicados en las cesáreas podrían contrastar datos (incluyendo Cataluña) y centrarse en los mejores centros: Rey Juan Carlos (14,8%) y Torrejón (16,10%) en Madrid, Terrassa (12,8%) y Santa Caterina (13,5%) en Cataluña. De esta forma, preguntando, investigando y leyendo sería posible comparar los procesos asistenciales y mejorar aquellos aspectos que nos pueden llevar a reducir (y controlar) la tasa de cesáreas.



Por cierto, respecto al indicador elegido, es muy importante conocer si se trata de una tasa cruda de cesáreas (cesares sobre total de partos) o una tasa ajustada de cesáreas sólo para partos de bajo riesgo. ¿Por qué? Los partos de alto riesgo suelen ir asociados a una cesárea en un porcentaje mayor, y por ello los hospitales grandes suelen tener una tasa mayor que los pequeños al atender procesos más complejos. El hecho de calcular la tasa de los partos de baja complejidad permite obtener indicadores comparables para todo tipo de hospital. Para conocer el indicador ajustado, podéis consultar el informe "Variabilidad entre hospitales en las tasas de cesárea en partos de bajo de riesgo. Un indicador para la mejora de la calidad de la atención obstétrica".

Una vez que los profesionales y los medios se acostumbran a la publicación de estos datos, el resto de servicios de salud acaban perdiendo el miedo a publicar estos datos y estar expuestos a la opinión pública. Y por fin podríamos tener una web como Data.Medicare.Gov, que ofrece todos los indicadores de calidad, seguridad, efectividad, etc. de los centros sanitarios adscritos al programa Medicare. Además, la web permite la descarga de datos en formato access o csv. Por supuesto, cuando todos los centros sanitarios publican sus datos y estos son comparables y fiables, es posible dar un paso más y elaborar de forma sencilla estudios como este de la Robert Wood Johnson Foundation sobre los reingresos en hospitales Medicare.

Tener la información de los mejores hospitales en relación a un indicador concreto permite dar paso a los amantes de la cualitativa y buscar las razones para que esos centros sean los mejores. Un buen ejemplo es el artículo "What Distinguishes Top-Performing Hospitals in Acute Myocardial Infarction Mortality Rates?: A Qualitative Study" que identifican los elementos diferenciales que distinguen a los mejores hospitales en las tasas de mortalidad por infarto agudo de miocardio. Como curiosidad, por si alguien se lo pregunta, según las conclusiones: "High-performing hospitals were characterized by an organizational culture that supported efforts to improve AMI care across the hospital".

Hasta aquí todo bien, pero ¿y los pacientes? ¿Sirven estos datos para mejorar el conocimiento por parte de los ciudadanos del funcionamiento del sistema sanitario? ¿Ayudan a elegir adecuadamente un centro u otro? Pues sí y no, por lo que vamos a dar algunas pinceladas de este tema:
- Para que el paciente elija un centro u otro, es necesario que sepa que es posible elegir centro sanitario. Para ello, las organizaciones deben difundir adecuadamente el derecho a la elección de centro (si existe) y además conseguir que dicha elección sea algo normal y habitual en la relación del ciudadano con el sistema sanitario.
- ¿El paciente suele entender ese tipo de indicadores? ¿Sabe un ciudadano medio que es una tasa de reingreso? ¿Podría interpretar si un porcentaje alto de ingresos urgentes es algo positivo o negativo? Rotundamente no, y eso debemos tenerlo muy en cuenta a la hora de ofrecer información al ciudadano.
- Aunque sinceramente, ¿que criterios usa el paciente para elegir un centro u otro? Lo habitual es elegir el centro más cercano, o en el que hayan atendido a algún familiar o amigo o el que le hayan recomendado (un vecino, un familiar, un amigo). Entre los datos fríos y la recomendación de alguien cercano, la prioridad está muy clara para el paciente.
- El paciente prefiere información emocional (comentarios sobre la asistencia recibida al estilo Patient Opinion, vídeos o comentarios en las webs de los centros) a los datos ofrecidos en webs de información con mucho número y poco elemento visual.
- Es importante que el profesional de confianza (médico de familia, enfermera de atención primaria) sea capaz de ayudar al paciente a la hora de tomar decisiones para elegir un centro u otro.
- De hecho, es fundamental reelaborar la información y hacerla más visual, más centrada en la comparación y con explicaciones sencillas que permitan diferenciar un indicador de otro.

En resumen, para que el paciente compare centros sanitarios y elija el mejor, hace falta mucho más que publicar la información en la web. Sin embargo, es un paso crucial para fomentar la mejora continua por parte de los profesionales y una sana "competencia" que ayude a desarrollar estrategias de benchmarking adoptando procesos de los mejores centros.

Para obtener más información:
(1) Boyce T, Dixon A, Fasolo B, Reutskaja E: Choosing a high-quality hospital. The role of nudges, scorecard design and information. London: The King's Fund; 2010
(2) Dixon A, Robertson R, Appleby J, Burge P, Devlin N, Magee H: Patient choice. How patients choose and how providers respond. London: The King's Fund; 2010
(3) Is competition and choice in health care a good thing? Presentación elaborada por Carol Propper (Imperial College London).

domingo, 6 de abril de 2014

¿Qué hace un blog como el tuyo en un resumen como este?


Las puñaladas (metafóricas) están a la orden del día, y más en un entorno tan turbulento y difícil como el actual. Los ataques del enemigo son habituales, esperados y quizás por eso, solemos estar preparados. Pero ¿y el fuego amigo? ¿y cuando la gente cercana, en la que se suele confiar, es la que lanza sus ataques? Menos mal que esto sólo pasa en las películas, que la vida real suele ser más normal y aburrida. Ejem ejem...

Nuestro resumen viene con fuerza, casi con rabia. Debe ser que el calor de estos días nos lanza a la calle, a buscar los mejores enlaces. Gracias a todos por seguir ahí. Empezamos a la de tres:

En la web Diabetes Tipo 1, Dani Royo (nuestro primer entrevistado en el blog) analiza los precios de las tiras reactivas de glucemia en todas las comunidades autónomas, comparando el precio y el copago que existe en cada una. Las reflexiones son muy interesantes.

Gracias a la sección "El tweet de la semana" que publica Jordi Varela en su blog Gestión Clínica Varela, conocemos un reciente artículo publicado en el NEJM que pone en entredicho la efectividad del checklist quirúrgico y la respuesta de Atul Gawande al respecto. Sobre este tema, Pronovost ya comentó hace un tiempo que el checklist era necesario pero no suficiente de cara a la mejora. 

Hace unos días, la policia multó a una conocida política española. Hasta aquí, nada extraño, pero la realidad siempre nos sorprende. A partir de esta historia, en Politikon hablan de corrupción, multas de tráfico y comportamiento humano en un interesante post.

Nos ha encantado el post de Salva Casado en el Huffington Post titulado "Hospitales de una sola cama" en el que cuenta la situación de muchos ancianos que son cuidados en casa por sus familiares. Una realidad que no podemos olvidar.

Muchas veces hablamos de cine y salud pero pocas veces de literatura. Por eso hoy nos quedamos con los libros gracias a este post del blog Medicina y Melodía con algunas recomendaciones tanto en ficción, como diarios, memorias, ensayos, etc. Además aceptan nuevas incorporaciones al listado de obras recomendadas.

Hace unos días se publicó la Estrategia de Atención a Pacientes con Enfermedades Crónicas de la Comunidad de Madrid. Vicente Baos ha dedicado cuatro entradas de su blog El Supositorio a comentar la citada estrategia y analizar las herramientas y cambios que propone. Podéis leerlas en estos enlaces: parte1, parte 2, parte 3 y parte 4 (son breves, así que sin miedo).

Una de las claves esenciales para la mejora del sistema sanitario es conseguir que el paciente sea tratado por el profesional más cercano y mejor preparado para cada patología. Por eso nos ha encantado ver el artículo "Patologías atendidas en una consulta de Atención Primaria contempladas en la cartera de servicios de fisioterapia de la Comunidad de Madrid", publicado en la revista Fisioterapia y Divulgación, que analiza la importancia de la derivación directa de pacientes desde el médico de atención primaria al fisioterapeuta del centro de salud. 

En el grupo de Healthcare de Medium encontramos un post, firmado por Taymour Heikal, sobre la epidemia de obesidad en Estados Unidos y su relación con las costumbres nutricionales y el precio de los alimentos. ¿Por qué cuesta tanto cambiar las cosas?

Seguimos hablando de obesidad: ¿nos sigue llamando la atención ver a una persona obesa por la calle? Haley Morris-Cafiero, una fotografa norteamericana que ha realizado un experimento fotografiando las reacciones de muchas personas ante su físico (la foto de hoy es suya). Os recomendamos ver el comentario de Xataka Foto así como la web de Haley.

Los días de sol apenas tienen trocitos grises... Nuestra canción de hoy precisamente es de una banda llamada Grises:

viernes, 4 de abril de 2014

La próxima noticia de salud


No todos los medios de comunicación son así, pero aún quedan algunos que cuando leen un ensayo clínico o un avance de resultados de un estudio, se centran en buscar el titular sensacionalista. Podríamos traer algún ejemplo de la vida real, pero nos quedamos con esta viñeta que lo resume muy bien:



Pero afortunadamente, la próxima noticia de salud habla de libros y de blogs. En septiembre de 2011 escribimos una entrada titulada "Profeta en su tierra", comentando que pese a que existían grandes profesionales sanitarios en España, pocos daban el salto al mundo editorial, mientras que en Estados Unidos era al contrario. Pero esta semana, es necesario reescribir aquella entrada, ya que tres grandes amigos blogueros han dado un gran salto: publicar un libro.

Chema Cepeda tiene muy claro que la web 2.0 es uno de los elementos esenciales para los profesionales sanitarios, y por ello ha lanzado su manual de inmersión 2.0 a través de la web Salud Conectada. El libro está en continua actualización para conseguir adaptarlo a los avances y novedades en cuanto a herramientas y aplicaciones. La descarga es gratuita.

Por otra parte, dos grandes blogueros y pediatras como son Amalia Arce y Jesús Martínez también han lanzado su libro, en este caso sobre niños y sus cuidados diarios en casa. El libro de Amalia se titula "Diario de una mamá pediatra. Consejos profesionales y anécdotas personales para sobrevivir a la maternidad" y el de Jesús "El médico de mi hijo. Resuelve por ti mismo los pequeños problemas en la crianza de tu bebé".

Libros y proyectos que se unen a otros como "La vida es suero", "Planes de boda", "Sobrevivirrhhé", "Las reglas de juego" o "El manuscrito de mi abuelo" (hay muchos más, pero no queremos ser exhaustivos), de profesionales sanitarios que no tuvieron miedo para dar el salto del mundo virtual al papel. ¿Cual será el próximo?

miércoles, 2 de abril de 2014

Copago, urgencias y... atención primaria



El copago vuelve a las portadas, pero no el pago por el uso de los servicios sanitarios sino una especie de "copago inverso" basado en pagar por utilizar mal el sistema sanitario. Y todo por unas declaraciones de Juan José Rodríguez Sendín en el marco de un encuentro celebrado el lunes. Algo muy parecido a lo que contamos en agosto de 2011 en el blog sobre el copago por no acudir a la consulta, que penalizaba al paciente que "olvidaba" acudir a su cita. 

Lo que ocurrió en el encuentro lo cuenta muy bien este artículo de El País, que además incluye algunas declaraciones de expertos como José Ramón Repullo o Salvador Peiró. Además, el artículo intenta ir más allá del titular polémico y explica que hay detrás de la frase de Sendín. 

Algunos colegas blogueros han dado su opinión respecto al tema. Ana, en su blog Curar a veces, ya cuenta algunos de los peligros que implicaría poner en marcha semejante medida: definición de la urgencia no urgente, el efecto pernicioso en los usuarios de renta muy baja, el cambio de papel para el médico. Desde otro punto de vista, Javier Padilla (Médico Crítico) analiza el tema del día con una triple perspectiva: económica, ética y de organización de servicios.

Pero si nos centramos en lo qué decía el presidente de la OMC, la evidencia dice que ese copago sí funciona, y que existe una reducción de las visitas a urgencias asociada a la puesta en marcha de un pago por acto, como puede verse en esta revisión sistemática publicada en Plos One en 2012. Pero se trata de una conclusión demasiado simplista, que no tiene en cuenta otros muchos factores de tipo social o ético. De hecho, la propia revisión señala expresamente que apenas hay estudios centrados en población con un bajo nivel de ingresos.

¿Y dice algo más la revisión? Pues sí, y además es una afirmación muy tajante:

"The evidence clearly demonstrates that increased numbers of primary care centers or medical doctors is associated with lower ED visits"

Es decir, la existencia de una atención primaria bien desarrollada ayuda a reducir las visitas a urgencias (sin que el incremento del horario de la atención continuada en primaria sea determinante). Sin embargo, ¿cumple la atención primaria que tenemos en España los criterios básicos de la atención primaria a la que se refiere la revisión? Desde una perspectiva organizativa puede que sí se cumpla, pero ¿se ofrecen los servicios necesarios? ¿contamos con medios suficientes y con el presupuesto imprescindible para hacer las cosas bien? Y finalmente, ¿se desarrollan bien las actividades de promoción de la salud y de atención domiciliaria?

Tal vez debamos tomarnos en serio la reforma de la atención primaria, y más viendo los datos que comenta Mónica Lalanda sobre los motivos para acudir a urgencias del hospital... Como decían Peiró y Meneu en este capítulo de obligada lectura del libro "La renovación de la atención primaria desde la consulta":
"la construcción de la atención primaria en el SNS ha mostrado importantes vicios de obra. Grietas, goteras, desperfectos y filtraciones se manifiestan en formas tan variadas como la tolerancia con la burocratización del tiempo profesional, la apuesta por un concepto de prevención un tanto desmesurado, ineficiente y de discutible efectividad, el abandono o descuido (suicida) de espacios intrínsecos y estratégicos de la AP (como las consultas a domicilio o el cuidado de los pacientes terminales), la incapacidad para gestionar aspectos centrales de su actividad (la demanda, la prescripción, la gestión del propio tiempo de trabajo) y esa autopercepción de ser la Cenicienta -cuando no el patito feo- del SNS".

lunes, 31 de marzo de 2014

Gestión de dudas existenciales: el NICE y la evidencia



¿Otra vez el tema de las medicinas alternativas? Pues sí, pero hoy no hablaremos de homeopatía, ni de alimentos que valen para todo. El tema de hoy es precisamente la base de todo: la evidencia. Y todo por culpa gracias a un nuevo artículo doble del BMJ (British Medical Journal) que se pregunta si los estudiantes de medicina deberían aprender algo de medicinas alternativa.

En un nuevo Head to Head, el BMJ enfrenta a dos profesionales con ideas muy diferentes sobre el papel de la medicina alternativa. os recomendamos la lectura atenta de los dos puntos de vista, pero vamos a comentar algún elemento llamativo.

Si nos atenemos a la pura evidencia, y siguiendo el prestigioso NICE británico (National Institute for Health and Care Excellence), hay algunos ejemplos en sus guías de tratamientos alternativos que en algunos foros podrían levantar sarpullidos:
- En la guía de lumbalgia (low back pain), el NICE propone como terapia no farmacológica la acupuntura. Tal y como señala la guía: "Consider offering a course of acupuncture needling comprising up to a maximum of 10 sessions over a period of up to 12 weeks". 
- En la guía de cuidados prenatales para la mujer, el NICE propone para disminir las nauseas y vómitos el uso de "jengibre" y de "acupresión".

¿Quiere decir que los tratamientos alternativos no sirven hasta que sirven realmente? Si el NICE los recomienda en sus guías, ¿deben los estudiantes conocerlos? Quizás sea mucho mejor hablar en las aulas de evidencia y de la importancia del pensamiento crítico ante los dogmas, tanto de un lado como de otro. Cuando tienes claras las cosas en relación a un tratamiento "alternativo" y de repente la evidencia rompe tus ideas, ¿qué hacemos? ¿jengibre sí o jengibre no?

domingo, 30 de marzo de 2014

El resumen del domingo que quería ser viernes



Los días pasan volando y de vez en cuando es necesario mirar hacia atrás y comprobar si el rumbo es correcto o si tenemos que cambiar algo. A nosotros nos queda poco pero Andoni Carrión ya ha alcanzado la cifra mágica de los 100 días y ha escrito sus impresiones en esta entrada del blog La Comisión Gestora (muy recomendable, por cierto). De todo lo que cuenta, hay algo que nos llama mucho la atención: "Para poder cambiar las organizaciones hay que convertirse en agentes de cambio y, para tener éxito, hay que estar donde se toman las decisiones como gestor del cambio."

Desde fuera podemos influir en las organizaciones, pero quizás sea desde dentro la mejor forma de cambiarlas, de adaptar su rumbo a un entorno diferente. La tarea es muy difícil, se lucha contra la inercia y la costumbre, contra las parcelas de poder, contra las propias reglas internas (casi como cuenta la viñeta de Tom Fishburne con la que empezamos el post) y contra los que no quieren perder privilegios. Hay que convencer, y argumentar muy bien para evitar los miedos. Pero como señala Andoni, todo es posible. Quizás sea el momento de empezar a generar un movimiento al estilo de los Healthcare Radicals en nuestro sistema sanitario, ¿no?

Mientras la idea fragua, lo mejor es disfrutar del domingo y recordar algunos de los enlaces que más nos han gustado esta semana. Aquí tenéis nuestro resumen:

Esta semana, la entrada más leída del blog pretendía desmenuzar las cualidades del "buen profesional". Un debate que se centró fundamentalmente en la parte humana y en la técnica. En la web Better Health presentan un itinerario de 10 puntos para encontrar a un buen médico, y para que la relación médico-paciente sea lo mejor posible.

¿Prefieres las publicaciones científicas en papel o en formato electrónico? María ha elaborado una respuesta en su blog Biblioteca Médica Virtual con las ventajas e inconvenientes de cada tipo de formato. No todo es lo que parece...

Hemos hablado varias veces de los artículos de Fowler y Christakis sobre redes sociales y contagio social (centrados generalmente en los datos del Framingham Heart Study). Esta vez dan un paso adelante y se centran en el contagio social de las emociones a través de las redes online. Podéis leer el artículo en Plos One y la reseña que hacen en e-patients.net.

Si sois lectores habituales de Saludconcosas, ya conoceréis los entornos personales de aprendizaje (PLE si usamos las siglas en inglés). En Diga PLE, el primer blog que habla de PLE en el ámbito sanitario, están realizando un estudio sobre su uso entre los residentes de formación sanitaria especializada. Si quieres colaborar o difundir, aquí tienes el enlace al post original. Estaremos pendientes de los resultados.

Utilizando la terminología de la comisión gestora, hay iniciativas que nos ponen (y mucho). Y una de ellas es #MLPela, el hashtag que ha lanzado Azucena Santillán que se resume perfectamente con la frase que podemos encontrar en las chapitas que llevan muchos profesionales: "Soy enfermera y me la pela si siempre se ha hecho así...". Como dice Azu: "Significa que somos muchos los profesionales enfermeros que pensamos que la tradición no debe ser la única fuente de conocimiento. Creemos que utilizando los resultados de la investigación en cuidados y aplicándolas en nuestro entorno de trabajo, se cuida mejor."

En estos últimos años, la estrategia de muchos países en relación a su política sanitaria se ha centrado en la reducción del gasto sanitario. Sin embargo, pocos se han planteado remodelar la financiación de los servicios sanitarios y sociales y adaptarlos a unos tiempos tan inestables como estos. Por eso, nos ha gustado mucho este post del blog de The King's Fund que compara la financiación de dichos servicios en algunos países.

A un lado, la tecnología; al otro, los profesionales. El día a día y los propios pacientes casi invitan a que ambos lados se den la mano, pero el cambio es lento y difícil. Este artículo de The Atlantic habla precisamente de la importancia del uso de las TIC en el mundo sanitario.

Los tiempos cambian, y mucho. Un buen ejemplo lo tenemos con la medicalización de la vida, que ha pasado de los blogs y de algunos artículos "valientes", a protagonizar campañas y a aparecer en los medios de comunicación. La campaña en cuestión se llama "Que no medicalicen tu vida" y la ha lanzado la OCU (en este post, Rafa Bravo nos cuenta algo más de la campaña). Además, en Público han escrito el artículo "Usted está enfermo: padece una vida normal" que habla precisamente de la prescripción innecesaria de fármacos y de la creación de enfermedades inventadas.

Y ahora sí, música y relax de domingo :)