miércoles, 30 de diciembre de 2009

De luz y de color...

Buscar la calidad arquitectónica, de diseño y de infraestructuras en los centros sanitarios, ese es el objetivo de los Premios Vista que se otorgan anualmente en Estados Unidos a al mejor centro de nueva construcción, a la mejor renovación y a las mejores infraestructuras.

No vamos a ser críticos con uno y otro diseño, hoy solo os mostramos algunas imagenes de los premiados en la categoría de nuevo centro (Sacred Heart Medical Center) y en renovación (SSM Cardinal Glennon Children’s Medical Center). Llenar de color y luz un hospital es posible y muchas veces es fácil, y si además añadimos algo de creatividad, nos quedan espacios tan motivadores como estos. Como decía aquella canción: "la vida es una tómbola de luz y de coloooooooor"

Sacred Heart Medical Center









SSM Cardinal Glennon Children’s Medical Center









Hay más información en este artículo de la revista "Health Facilities Management" y en este dossier sobre los premios 2009.

7 comentarios:

  1. Siempre que veo este tipo de clínicas, consultas, hospitales me da una sensación de 'sana' envidia.

    Y es que el lugar de trabajo hace mucho en el ánimo de uno: cómo está pintado, la luz natural, si tienes decoración personal, etc.

    Una envidia... por cierto, ¿cómo es tu despacho?

    ResponderEliminar
  2. Como molan...Totalmente de acuerdo con lo que dice Miguel Ángel. El entorno de trabajo influye mucho en el ánimo de uno, de los pacientes y de los que deben pasar muchas horas allí trabajando.

    ResponderEliminar
  3. He trabajado en varios centros de salud de Andalucìa y ninguno ha sido pensado para los profesionales y los pacientes. Oscuros, lùgubres, incòmodos, despersonalizados, sucios...
    Todo ello ha influido y seguirà influyendo en la relaciòn con los pacientes

    ResponderEliminar
  4. En el hospital que trabajo, les salió, de rebote, una zona de quirófano en la que entra la luz del sol todos los días. Una reanimación donde los rayos se posan sobre los hombros de los pacientes recién operados. La razón fue que tuvieron que ampliar y solo tenían la azotea.
    Desgraciadamente el hospital lo tiran dentro de dos años y el nuevo que harán no creo que ningún arquitecto tenga en cuenta estos pequeños detalles.
    Por eso me he comprado ya el traje de anestesista minero, que es el habitual en todos los hospitales.

    ResponderEliminar
  5. Como estamos en la época del anyo que pedir no cuesta nada,me conformo con una consulta con suficiente pero sobretodo operativo,con un sistema de ventilación vigilado y cuidado.Con asientos y otros intrumentos ergonomicos de verdad, con puertas sin manivelas lesivas. Con luz apropiada para trabajar en cada espacio,pueda ser esta natural o no.
    El lujo de las imagenes me deslumbra de verdad.

    PD.: A los arquitectos les encargan el proyecto en un espacio de tiempo que no da para mucho, lo terminan les pagan y ya lo arreglaran los que vengan detrás
    ya se apanyaran.

    ResponderEliminar
  6. cuando estaba de guardia en san juan y necesitaba desconectar un rato, me subia a la azotea a ver el mar..., aunque desde algunas cristaleras tambien se ve la linea de la costa...y los amaneceres alli con la nubes y el sil apareciendo entre la bruma no tenia precio, muchos dias me levantaba antes de la guardia solo para verlos...

    san juan es un sitio bastante mas encantador que muchos otros, con plantitas dentro y mucha luz..

    no quieras ni imaginar lo realmente cutre que el el mio actual y las vistas que tg al restaurante de enfrente...

    y soy una afortunada... los pacientes ni abren la ventana...

    ResponderEliminar
  7. No se si conocéis el Hospital del Mar de Barcelona (http://www.parcdesalutmar.cat/hospitals/hospital-del-mar/es_index.html)

    Me llamo mucho la atención que las salas de espera se situaban las sillas enfrente a grandes cristaleras que daban al mar.

    ResponderEliminar