miércoles, 15 de junio de 2011

La conversación por la conversación


Magistral la entrada de Marc Cortés titulada "Humo en el social media, reflexiones y presentación" acerca de los mitos que hay detrás de las redes sociales y del uso de herramientas 2.0

Nos quedamos con una frase que incluye en su entrada:
La conversación está sobrevalorada, cuando está orientada a la conversación por la conversación. Estamos dirigiéndonos a una “Internet de las cosas” en la que en pocos años existirán (según Telefónica) más de 40.000 millones de dispositivos conectados a la red. Pedir a los usuarios que nos digan el estado del tráfico vía twitter para anunciarlo por la radio dejará de tener sentido porque los GPS de los coches ya lo harán de forma automática.

Si trasladamos estas ideas al ámbito de la salud, todo parece claro: o aportamos valor al paciente, o hay algo detrás de las redes, o se cansará de hablar por hablar, sin obtener nada a cambio. Aunque hay una diferencia: en la salud, sentirse escuchado ya de por si puede ser beneficioso. 

13 comentarios:

  1. Gracias pero la entrada no es de Marc vidal sino de Marc Cortés.

    gracias

    ResponderEliminar
  2. Es que tenéis el mismo nombre!!!!!
    Gracias por la aclaración y mil disculpas

    ResponderEliminar
  3. La web 2.0 nos ha hecho redescubrir a muchos nuestra faceta más social. Quizá en esta primera etapa estamos tan alucinados del potencial que pueden aportarnos las redes sociales como conector humano que aún no nos hemos tomado muy en serio la parte más práctica. Creo que más adelante se seguirá manteniendo la conversación pero parte de ésta dejará espacio también para los múltiples servicios que ya están ahí y por llegar. Con todo, esta explosión de la conversación dospuntocérica nos ha ayudado a entender que la tecnología sin personas que la entiendan, la usen, la difundan y la mantengan no sirve para nada.

    ResponderEliminar
  4. Conversar es "tu hablas y yo escucho, yo hablo y tu escuchas" lo demás no es conversar, es .... otra cosa.
    Para que podamos conectar, se tiene que dar la conversación, y el intercambio que supone.
    Esto es como la electricidad, si no hay "diferencia de potencial" no hay corriente, nada se mueve, no se genera energía.

    ResponderEliminar
  5. Puede que ese sea el reto:con "todo esto"...ahora que hacemos?" Mucha gente opinando, mucha gente opinando sobre lo que opinan otros,mucho efecto gaseosa con mucha fuerza inicial que luego se disipa..
    ¿en qué cristalizará todo ello?
    Pero no estigmaticemos a las cosas solo porque no aportan utilidad. No lo sobrevaloremos pero disfrutemos de las distintas voces y los distintos timbres de voz.

    ResponderEliminar
  6. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  7. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  8. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  9. Esta mañana intenté comentarte, pero se ve que tu blog no me quiere y me lo borró! Un #taitechu de los buenos...

    El caso es que te decía que estaba totalmente de acuerdo con el final: "en la salud, sentirse escuchado ya de por si puede ser beneficioso".

    Cuando un paciente va al médico es porque algo le preocupa, su salud le preocupa, y busca que le escuchen y le ayuden. Si se siente escuchado es más probable que confíe en el médico y eso es importantísimo. Al menos yo lo siento así, una buena relación médico-paciente empieza escuchándose mutuamente, no crees?

    Y si nos escuchamos es probable que las cosas vayan mejor.

    Un abrazooooooo!!!

    ResponderEliminar
  10. Y para conversar es necesario escuchar, o al menos debería serlo porque si no no sería una conversación sino un hablar por hablar... Ruído.

    ResponderEliminar
  11. Tanto ruido y al final...(J. Sabina)

    ResponderEliminar
  12. Buena reflexión.
    En mi opinión, es importante lo que apuntas al final: en el caso de la salud, sentirse escuchado puede ser un beneficio. En ese sentido creo que una de las principales misiones de todo médico, centro, hospital, etc.. en las redes es escuchar.

    El segundo paso, el de “hablar”, ya es más delicado. Pero no por eso los profesionales de la salud debemos “refrenarnos”. Al contrario, pienso y defiendo que es una obligación más, un deber más del profesional aportar información, y que esta sea veraz y fiable. Se habla mucho de salud en la red, y debemos aportar, en la medida de nuestras posibilidades y cada uno desde su campo de conocimiento, un poco “de luz” con nuestras aportaciones en Internet.



    Saludos,

    Toni Arcas

    ResponderEliminar
  13. Uno puede entablar una conversación con alguien simplemente por el placer de conversar.

    Es lo que hacen dos amigos cuando quedan a tomar un café, o lo que haces cuando haces una visita a un familiar.

    También se puede entablar una conversación con alguien con algún objetivo, como por ejemplo:

    - para venderle o promocionar algún producto o servicio
    - para darle un servicio (porque entablar esa conversación es parte de tu negocio o tu trabajo)
    - para autopromocionarte a tí mismo, hacer "networking" profesional, etc, etc...

    Ambas formas son legítimas, ojo. Pero son diferentes en su naturaleza.

    Hace no mucho tiempo la gente empleaba internet para establecer conversaciones principalmente del primer tipo. Esto es porque internet no nace como un canal de publicidad sino de comunicación.

    Luego las empresas y personas con ganas de autopromoción profesional se dieron cuenta de que había una audiencia grande en ese nuevo canal (internet).

    Entonces surgieron los expertos en marketing de Social Media, se crearon puestos de community manager y los powerpoints de las reuniones de departamentos de marketing de todas las empresas se llenaron de logos de twitter y facebook.

    Existen ahora mismo en internet dos universos de conversación; incluso una misma persona (pero no empresa) puede estar en esos dos universos....

    Lo que ocurre es que los del universo del ROI (retorno de la inversión) pretenden hacernos creer que forman parte del primero.

    Como es un canal nuevo, la gente no sabe diferenciar bien entre un universo y otro. Pero con el tiempo y la experiencia la gente empieza a aprender a diferenciar la conversación de la promoción.

    Al que se dedica a la promoción no le interesa que se diferencie una cosa de otra; así por ejemplo en el canal de comunicación llamado televisión, como la gente cuando aparecen los anuncios se va al baño a mear, los profesionales de la promoción se inventaron el "product placement" (http://es.wikipedia.org/wiki/Publicidad_por_emplazamiento)... así que el protagonista de tu serie favorita se bebía una lata de cocacola como parte del "guión" o James Bond conducía un BMW Z3 Roadster.

    La gente empezará a diferenciar la promoción de la conversación, también en internet... y entonces los profesionales de la promoción tendrán que inventarse formas de "product placement" más sofisticadas.

    Y en eso estamos...

    ResponderEliminar