lunes, 3 de octubre de 2011

Inteligencia colectiva y ¿espontánea?


A veces toca reflexionar en voz alta y hoy es el día de meditar un poco sobre las comunidades virtuales, sobre la inteligencia colectiva y sobre el poder de las organizaciones sin organización.

¿Realmente es posible mantener una comunidad virtual sin coordinación o sin una persona que empuje, anime o modere la conversación? Este artículo, titulado "Promoting and participating in online health forums: A guide to facilitation and evaluation for health professionals" proporciona unas premisas básicas para facilitar y moderar la conversación en estas comunidades. 

¿Funcionan las comunidades sin estrategia? ¿Es necesario el papel del community manager, tan de moda últimamente? Los grupos que se crean de forma espontánea sin roles asignados, ¿sobreviven en el tiempo? ¿Cuanto tiempo duran las redes que no tienen una estructura básica que anima y modera su funcionamiento?


Quizás la mayor parte de las comunidades virtuales duran pocos días, a veces por problemas de estrategia o a veces porque pensamos que la ilusión inicial dura para siempre. ¿Cual es el secreto de las comunidades que siguen generando contenidos y conversaciones día a día? ¿Cual es tu secreto?

2 comentarios:

  1. Hola,
    Me asomo por aquí porque el tema me toca de cerca y algo he leido últimamente sobre comunidades de práctica. Por supuesto en toda comunidad se necesita un moderador o facilitador, así lo refleja E. Wenger. Esta figura, a diferencia de lo que ocurre en las comunidades formales o jerárquicas, debe "ganarse" su rol, debe mostrar su valía como líder informal, puede ser una única persona o varias. Sabes que estás ante una auténtica CoP cuando un día te pones enfermo y descubres que otros miembros han lanzado encuesta, elegido tema y ponente (ejemplo personal). Se necesita un moderador pero la comunidad debe ser capaz de funcionar por sí misma. Buenos días.

    ResponderEliminar
  2. El mundo de las redes sociales es complejo, como lo es el modelo matemático que las sustenta.
    Las comunidades de práctica son subgrupos de red, las hay muy diversas.

    Son muchas a mi entender las variables para su desarrollo y funcionamiento óptimos. La creatividad y fuerza del nodo o nodos principales, la posición tridimensional de cada miembro en la red. La posición de la propia comunidad. El factor humano: la tasa de desvirtualizaciones o contactos personales. El factor creativo: la tasa de ideas y propuestas. El factor implementativo: la tasa de proyectos llevados a cabo en grupo...

    Y un último secreto. La cantidad de Flujo (Csikszentmihalyi)que la comunidad destile, diversión, virtud, afinamiento... como querais llamarlo.

    Los espacios virtuales nos permiten encontrar una orquesta donde desarrollar mejor nuestro talento musical. Porque todo músico necesita tocar. Nosotros también.

    ResponderEliminar