domingo, 14 de octubre de 2012

Resumen, galletas y zumo de blogs



Tres días de fiesta seguidos... ¿Quien tiene ganas de levantarse un domingo y leer un resumen de blogs? Pocos, seguro. Por eso, hoy seremos ligeros, casi invisibles, para así dejaros disfrutar del día y del desayuno.

Ha habido un enlace que nos ha llamado mucho la atención y que hemos preferido usarlo de "excusa" para una reflexión previa al resumen. Se trata del post "¿Hasta donde creer que lo del social media es verdad?" del blog Consultoría Artesana en Red que se plantea si, en un momento en que diferenciar lo verdadero de lo falso y lo puro de lo más comercial es tan difícil  las redes sociales son todo lo que imaginamos o acabarán siendo un bluf. Una vez leído y digerido, nos acordamos inmediatamente de aquella canción mítica de Los Piratas titulada "Promesas que no valen nada".

Y ahora sí, tras la reflexión y la palabrería típica, llega el momento de nuestros enlaces favoritos de la semana, más o menos:

El primer enlace de esta semana es genérico y se trata de la web de Diario Médico. Y es que la revolución que está sufriendo el mundo del periodismo, ha afectado a la publicación que lleva años informando a los profesionales sanitarios. A partir de mañana lunes, Diario Médico pasa a tener una edición semanal en papel pero seguirá ofreciendo  las noticias a diario en su web y en la plataforma Orbyt. Suerte con la nueva andadura.

La relación médico-paciente en un entorno 2.0 es compleja, incluso difícil de entender desde una perspectiva clásica. Nos ha gustado esta entrada del blog Mind on Medicine en el que una estudiante de medicina se plantea si es conveniente seguir en Twitter a los pacientes.

Hablamos mucho de privacidad, de profesionalismo, pero... ¿que ocurre cuando un paciente publica imágenes o insulta a otro paciente de su planta? ¿Y si lo hace en una red social para que cualquiera pueda verlo? Hace unas semanas ocurrió exactamente eso en el Nevill Hall Hospital (Inglaterra) según podemos leer en la web de BBC News.

Cada vez más, los residentes de "hospital" empiezan a rotar por los centros de salud. José Luis Quintana comenta el paso de un residente de medicina interna por su centro, y las dudas y preguntas sin respuesta que surgen al comparar los medios de que dispone cada uno. El título ya avisa: "Kriptonita escondida en los centros de salud".

A veces las sociedades científicas no dan palos de ciego y se centran. Un buen ejemplo lo tenemos en un reciente documento presentado por la SEFAP (Sociedad Española de Farmacéuticos de Atención Primaria) que recoge una propuesta de medicamentos para desfinanciar en el sistema nacional de salud. 

Phil Baumann no se anda por las ramas. En su blog Health is Social, ataca a la línea de flotación de las redes sociales, dejando muy claro que no es posible implantar un modelo de comunicación 2.0 en el terreno de la salud sin una adaptación y sin entender que la salud no es igual que la publicidad o el marketing. Lectura imprescindible.

A raíz de un debate que surgió en una entrada de saludconcosas acerca de la utilidad y la sencillez de ciertas aplicaciones como la de historia clínica, Salvador Casado ha publicado en su blog un caso clínico por una tendinitis provocada por el uso de la aplicación AP Madrid. 

Un reciente estudio publicado en la revista Research in Nursing and Health muestra que los profesionales de enfermería son los que mejor conocen la calidad de un centro sanitario. Un enlace muy interesante precisamente esta semana de #thecofiaday.

Sergio Minué nos cuenta una historia real y muy cercana sobre medicación, efectos secundarios y profesionalismo. No os la perdáis, su título es "A propósito de un caso" (sí, como el blog de Taite Cortés, que seguro que en breve nos regala una nueva entrada). 

Por cierto, antes de seguir, os queríamos dar las gracias a todos por los comentarios y las felicitaciones que hemos recibido por el quinto aniversario del blog. 

Acabamos con música, con promesas que valen muy poco. Menos mal que hay canciones que pueden con todo, al estilo "power song", ¿verdad?

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada