lunes, 3 de junio de 2013

¿Control de accesos para visitar a los pacientes?


Leemos una noticia en la prensa acerca del nuevo modelo de visitas que ha puesto en marcha el Hospital de Jaen. La novedad consiste en crear dos figuras: la de acompañante y la de visitante. El acompañante tendrá una tarjeta que le permitirá el acceso durante las 24 horas del día, para permanecer junto al paciente. Cada paciente dispondrá de dos tarjetas de visitante, que permiten el acceso a diario entre las 16 y las 21 horas. El objetivo de la medida es el bienestar del paciente y evitar molestias al personal de la planta.

El sistema de tarjetas y tornos de acceso es algo habitual en otros centros, como podemos leer en este análisis de situación de los hospitales extremeños. El titular habla por sí solo: "El control de visitas a hospitales beneficia al paciente pero irrita más a los familiares". Lógicamente estos sistemas se ponen en marcha por una desconfianza en los pacientes y visitantes, que incumplen las normas de cada centro al respecto.

En algunos hospitales existe un sistema de "puertas abiertas", que permite el acceso en cualquier momento. La limitación se consigue con carteles disuasorios (con un éxito escaso) y con las advertencias verbales en los casos de exceso de visitantes. Sin embargo, es habitual ver algunas plantas con 8 o 10 personas dentro de una habitación doble, niños jugando o corriendo en el pasillo, etc. Aunque las visitas puedan mejorar el bienestar del paciente, en ocasiones no es así, y además pueden ser molestas para otros pacientes y para los profesionales.

El exceso de personas en las plantas se ha convertido en un problema habitual, que ya se empieza a asumir como algo que va a pasar de una forma u otra (con o sin controles en las puertas). De hecho, en los hospitales con control de accesos no es raro ver a algún visitante con bata blanca para evitar que les llamen la atención y conseguir colarse sin problema. Además, la confusión asociada a las visitas excesivas puede ser un gran caldo de cultivo para los amigos de lo ajeno. 

Existen algunos artículos respecto de las visitas, como este centrado en la actitud del personal de enfermería respecto de las visitas en la UCI. Curiosamente, el dato que presentan es que el 77'6% de los profesionales piensan que las visitas inestabilizan a los pacientes, sin embargo la situación del paciente crítico no es la misma que la del paciente ingresado. 

No podemos olvidar que en España, el acompañante juega un papel muy importante en los cuidados del paciente ingresado, o al menos en la vigilancia casi constante. Sin embargo, demasiadas visitas no son son buenas. ¿Cual es la mejor fórmula para evitar problemas con el exceso de visitas? ¿Limitar los accesos con tarjetas? ¿O lo único que fomentaremos será la picaresca para llegar a la habitación? 

8 comentarios:

  1. Está claro que demasiadas visitas no son buenas para los pacientes. Si están ingresados es por algo y cuando son muchos quienes quieren verlos pueden acabar agotados e, incluso, empeorar ( dependiendo de cuál sea la causa del ingreso). El caso es que ni la mujer que acaba de ser mamá se beneficia de muchas visitas el mismo día.
    ¿Cómo evitarlo? La idea de las tarjetas no me parece mala pero quienes se pasan las normas por... (ejem, me ahorro las palabras malsonantes) seguirán haciéndolo, pero creo que la mayor parte de la gente es cívica y sí que se verá un buen resultado con el tiempo de medidas como esas.
    Buena reflexión !

    ResponderEliminar
  2. Lo de las tarjetas me parece muy buena idea, como profesional y como paciente. Las puertas abiertas solo m parecen beneficiosas en las unidades neonatales para los padres, st, la madre. Desafortunadamente el sentido común no es el más común d los sentidos en nuestro entorno. En las 2 ocasiones en q he estado ingresada habría agradecido esas 2 tarjetas. ;)

    ResponderEliminar
  3. Anónimo3/6/13 20:25

    Please let me know if you're looking for a article author for your blog. You have some really good articles and I feel I would be a good asset. If you ever want to take some of the load off, I'd absolutely love to write some articles for your blog in exchange for a
    link back to mine. Please send me an e-mail if interested.
    Cheers!

    Here is my webpage; sizzling hot games

    ResponderEliminar
  4. Yo soy de las que piensa que el hospital no es sitio para visitas. Cuando he ido a ver hospitales antes de empezar la residencia, me ha sorprendido que no hubiera ningún control en la entrada (por ejemplo, en los de Sevilla), cosa que no se concibe en Badajoz ni Mérida, cuyos hospitales son los que conozco más de cerca.

    ResponderEliminar
  5. ¡Hola!

    Disculpa que te escriba públicamente, pero navegando por Internet he encontrado tu blog y me gustaría hacerte una propuesta.

    ¿Estarías interesado en intercambiar enlaces o algún artículo para subir posiciones en Google? Si es así, me gustaría contactar contigo. Mi email es mmartinsanchez51@gmail.com

    ¡Un saludo!

    ResponderEliminar
  6. El asunto de las visitas es cultural. En países del norte de Europa el paciente pasa "solo" la mayoría del ingreso. De hecho no hay "días por ingreso" para los funionarios; si en España se eliminaran se consideraría el más cruel de los recortes.
    Para el familiar puede ser beneficiosa una visita, pero para el vecino puede llegar a ser un suplicio en muchos casos.
    He trabajado en hospitales con ambos modelos. En mi experiencia el resultado final es el mismo -habitaciones llenas- y si el acceso es libre todos los trabajadores se evitan discucsiones y jaleos

    ResponderEliminar
  7. Muy buena informacion¡

    Nos muestra lo necesario que se están volviendo los sistemas de control de acceso biométrico por la tecnología que ofrece y para las empresas es un avance que ofrece muchos beneficios, y lo ideal es aprovecharlos.

    ResponderEliminar
  8. El control de acceso en aquellos lugares donde es frecuentado constantemente por personas es indispensable porque como su mismo nombre lo dice genera control y optimiza el tiempo, este tipo de recursos es bueno que sean aprovechados en los sistemas de seguridad de la empresa.

    ResponderEliminar