viernes, 12 de diciembre de 2014

Cada oveja con su elefante


El actual sistema sanitario es como las parejas que tienen problemas de comunicación: hablan siempre de los mismos temas porque el resto son temas tabú, intocables. Hay una expresión en inglés que define muy bien ese tipo de temas: "elephant in the room". Una expresión que se refiere a esos problemas evidentes que nadie quiere discutir, por difíciles o por irresolubles (a priori).  

De hecho, tratar ese tipo de temas acaba provocando que a un profesional lo tachen de revolucionario, irreverente o rebelde (y no "salga en la foto"). Un buen ejemplo son los típicos problemas que se comentan en el café o en el vestuario, y que después nadie saca en las reuniones o sesiones de trabajo.

Hay mil ejemplos en el sector sanitario: la variabilidad de la práctica clínica, la influencia de la industria farmacéutica, la selección de personal temporal con bolsas de trabajo rígidas, los silencios por corporativismo ante casos de mala praxis, admitir que hay tareas que se siguen haciendo exclusivamente por el síndrome del barquero... Sergio Minué, en este post, habla de la retribución variable como otro elefante. El problema con muchos elefantes, es que se silencian y al final estallan problemas tan graves como el del Mid Sttaffordshire NHS Trust, y es justo en ese momento cuando se oyen las voces de "yo ya sabía que iba a pasar esto".

¿Conoces algún "elefante" en tu entorno? ¿Te atreves a contarlo?


1 comentario:

  1. La distribución de pacientes desde el servicio de admisión de un centro de salud, el proceso de atención a los pacientes que piden cita en el día, la relación con las oficinas de farmacia... Cuántas cosas son sempiterno problema y que posiblemente se solucionarían sentándose a dialogar.

    ResponderEliminar