martes, 30 de junio de 2015

Homeopatía y asociaciones de pacientes: sesgo vs evidencia


Los tentáculos de la homeopatía crecen día a día, y ya se hace cualquier cosa por aumentar la percepción para el ciudadano de que los medicamentos (por llamarlos de alguna forma) homeopáticos son iguales que los medicamentos convencionales. Y ahora le ha tocado a las asociaciones de pacientes, o mejor dicho, a una de ellas: la Alianza General de Pacientes.

La Alianza General de Pacientes pretende unir a todos los agentes del sistema sanitario, y así entre sus miembros figuran asociaciones de pacientes, corporaciones profesionales, algunas administraciones y unos cuantos laboratorios farmacéuticos. La AGP se hizo famosa por premiar a la ministra Ana Mato en junio de 2013 por "esfuerzo y dedicación por una sanidad más democrática y participativa con los pacientes".

Entre las actividades de la AGP se encuentran los grupos de trabajo sobre temas como hipertensión pulmonar, equidad en el acceso a los medicamentos, hepatitis C, fibrosis quística, subastas de medicamentos en Andalucía y... ¡¡¡homeopatía!!! Dado que los grupos de trabajo pretenden analizar temas de interés para los pacientes bajo la lupa de un grupo de expertos, nos imaginábamos que el grupo de trabajo de homeopatía iba a a analizar la evidencia que hay detrás de estas sustancias formadas principalmente por agua y azúcar. Es decir, al estilo del informe australiano, el informe español sobre terapias naturales o el informe del parlamento inglés de 2010. Pero nada de nada...

El informe del grupo de trabajo sobre la situación de la homeopatía en España se centra en hablar maravillas de la homeopatía, obviando la falta de evidencia y preparando el camino para el futuro de estos "medicamentos". Y claro, al final tenemos dudas del papel real de los expertos con argumentos como estos:
Si bien la evidencia científica es abundante para corroborar el papel de la Homeopatía como una herramienta terapéutica, es necesaria más investigación para poder determinar su eficacia y efectividad en muchas patologías concretas, determinar qué protocolo homeopático es más útil en cada situación y profundizar en el mecanismo de acción.  
Como se ha señalado, aunque algunos pocos dicen que en Homeopatía no hay investigación ni publicaciones científicas esto no es cierto, y como se ha destacado, en los últimos años se han publicado muchos artículos científicos de investigación básica, in vitro (29) e in vivo (30), estudios clínicos en pacientes voluntarios sanos para comprobación de efectos, estudios epidemiológicos (31) y estudios observacionales sobre práctica de la Homeopatía (32).  
Desafortunadamente, debido a las especiales características de los medicamentos homeopáticos y de su utilización, los patrones convencionales de evidencia científica no siempre se adaptan a lo que sería necesario para probar la efectividad de los medicamentos homeopáticos. no obstante, existe suficiente evidencia para continuar con la investigación ya que con los estudios actuales se demuestra que su eficacia y efectividad no pueden ser atribuidas únicamente a un efecto placebo como algunos argumentan.
Entre las conclusiones del grupo: más formación universitaria en homeopatía, mayor investigación y la afirmación clara de que existe evidencia suficiente sobre su seguridad (cosa que nadie pone en duda, y más con los míticos suicidios homeopáticos) y su eficacia (citando algunos estudios menores y obviando los principales estudios que apuntan a su nula efectividad, más allá de un simple efecto placebo). Es decir, todo positivo, nada negativo.

Seguro que algún lector se habrá preguntado por los expertos que firman el informe, su independencia y su trayectoria científica. Entre sus miembros figuran dos médicos del grupo de trabajo de homeopatía de Semergen, un vocal de homeopatía de un colegio de farmacéuticos, un representante de la SEFAC (Sociedad Española de Farmacia Comunitaria) y dos profesores universitarios muy vinculados con el mundo de la homeopatía y que participan activamente en muchas actividades organizadas por un laboratorio muy vinculado con este tipo de "medicamentos" y en la difusión de la formación universitaria en esta "ciencia".

¿Que habría pasado si la AGP hubiera elegido a otro tipo de expertos con un nivel mayor de independencia o sin el sesgo de ser defensores a ultranza de la homeopatía? ¿Quien decide el enfoque de estos informes? ¿Quien los financia? Muchas preguntas en el tintero, y mucha agua con azúcar...

Para acabar, no os perdáis el capítulo que el programa Escépticos dedicó a la homeopatía:



Nota: gracias a Rafa Bravo por tuitear el enlace con el informe.

2 comentarios:

  1. zetetic11/7/15 09:42

    Dos puntos:

    1) "obviando la falta de evidencia" no es igual a lo que concluye el informe de terapias naturales:

    `En general, las revisiones realizadas concluyen que la homeopatía no ha probado definitivamente su eficacia en ninguna indicación o situación clínica concreta´

    2) El programa de "Escépticos ETB" también plantea muchas dudas, ¿quién lo financió? ARP-SAC, ¿con qué dinero? No dicen, ¿dónde están los resultados del experimento de medición de la RMN? No dicen, ¿dónde lo publicarón? No dicen. En cambio...

    http://link.springer.com/article/10.1007%2Fs12013-013-9712-7

    ResponderEliminar
  2. Anónimo1/7/15 14:41

    Si quereis conocer de forma pormenorizada y ampliamente investigada la HISTORIA DE LAS VACUNAS no dejeis de leer este libro que ha salido recientemente.


    (deberian leerlo todos los medicos cuya fuente de informacion es solo la que controlan desde hace muchos años los grandes laboratorios) :


    DESVANECIENDO ILUSIONES de Suzzane Humphries .


    A algunos os sorprenderà.

    ResponderEliminar