jueves, 11 de junio de 2015

¿Y si nadie mira los datos?


Uno de los objetivos esenciales de la transparencia en el mundo sanitario es la posibilidad de tomar decisiones adecuadas de centro sanitario o de profesional por parte del ciudadano. Webs como Hospital Compare (en USA), los diferentes observatorios sanitarios que hay en España, o incluso NHS Choices. Pero, ¿se usan esos datos para tomar decisiones?

Según la reciente encuesta Kaiser Health Tracking Poll, solo un 15% de los encuestados señala que consulta información sobre calidad de profesionales, centros sanitarios o planes de salud. Pero curiosamente, un 6% utilizan dicha información.


Sin embargo, tal y como señala este reciente artículo publicado en Health Economics, los pacientes con infarto agudo de miocardio elegían más a menudo hospitales con mejores ratios de calidad según las bases de datos públicas. Y todo ello, pese a los resultados de la encuesta de Kaiser. Entonces, ¿podemos usar esa encuesta como excusa para no publicar datos de calidad? Nooooooooo...

El cambio es lento pero seguro, y los pacientes que buscan, comparan y eligen al mejor, cada vez son más. Otra cosa es el concepto "elegir al mejor", pero al menos que nuestra parte, la de publicar los datos, que sean fiables, y que no escondamos nada, se cumpla. Los ciudadanos ya acudirán...

Nota: la imagen es de janholmquist, vía Flickr. Algunos derechos reservados.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada