martes, 7 de noviembre de 2017

Me llaman innovación frugal y soluciono problemas


En febrero dedicamos una entrada a hablar de innovación frugal, citando ejemplos tan interesantes como Foldscope o Paperfuge. Este tipo de innovación se centra en desarrollar nuevos productos o servicios en un entorno de recursos escasos y en el que se requieren resultados a corto plazo. Es un modelo de innovación de alta creatividad, que se encuentra habitualmente en países en vías de desarrollo.

Un ejemplo clásico es el llamado Jaipur Foot, una pierna ortopédica que se fabrica en India desde hace varias décadas con un precio de venta infinitamente menor al de productos similares en otros países. De hecho, han conseguido desarrollar otros productos de alta calidad y a precios muy bajos. Podéis leer algo más de este ejemplo en este enlace. Otro ejemplo muy llamativo y reciente es el uso de mosquiteras para las cirugías de hernias inguinales en Uganda, con un ensayo publicado en la revista New England Journal of Medicine. El origen de esta innovación es el elevado precio de las mallas quirúrgicas ya que los kits de mosquiteras esterilizadas cuestan 2 dólares frente a los 50 dólares de las mallas, con resultados similares.

Para entender las posibilidades de este tipo de innovación, este reciente artículo publicado en BMC Medicine incluye una tabla con los 4 modelos de innovación frugal:


- Técnicas Lean de simplificación. Su objetivo es simplificar las técnicas habituales para buscar reducir su coste y y acercar el producto o servicio a cualquier persona. Entre otros ejemplos, la incubadora Lullaby, Foldscope o el Bubble CPAP.
- Soluciones oportunistas. Se centra en el uso de tecnologías conocidas, baratas y muy extendidas para solucionar problemas clásicos. Un buen ejemplo es el uso de impresoras 3D en productos ortopédicos, o el uso de mensajes SMS para mejorar la adherencia a la terapia aniretroviral.
- Adaptación al contexto. Se refiere a adaptar herramientas ya existentes a propósitos diferentes, como Solarclave (autoclave basado en energía solar que cumple los estándares de desinfección). Otro ejemplo es el uso de tiras reactivas de orina para analizar el líquido cefalorraquídeo y diagnosticar meningitis.
- Finalmente, la innovación bottom-up (de abajo arriba) que busca resolver problemas con ideas originales que proceden de entornos en los que la escasez de recursos se suple con mucha imaginación. Dos ejemplos muy conocidos son la desinfección solar de agua o el conocido método canguro para recién nacidos con bajo peso.

Parece que todo se refiere a productos, pero hay muchos ejemplos de innovación frugal en servicios sanitarios. La más conocida, sin duda, es Aravind Eye Care System, que incluso fue protagonista de un caso de Harvard Business School. Aravind es una cadena de hospitales especializados en oftalmología que ofrece asistencia gratuita a personas sin ingresos. La clave: procesos muy revisados para reducir los costes (se habla de 30 dólares cada intervención de cataratas) y financiar la asistencia gratuita con la que se presta a personas con recursos (que sí pagan). Otro ejemplo es Narayana Health, un centro especializado en cardiología, que realiza intervenciones de cirugía cardiaca a un coste muy bajo y con unos niveles de calidad elevados. 

Antes de seguir, conviene hacer un inciso para hablar de India. Más de uno puede pensar que el coste en India es más bajo porque los sueldos son mucho menores, pero hay mucho más, sobre todo en procesos, compra de tecnología, productividad, etc. Este artículo y este informe de NESTA hablan precisamente de la importancia de India como eje innovador a bajo coste.

Y después de leer todo esto, lo lógico es preguntarse: si en otros países la innovación frugal funciona, y se ofrecen productos y servicios a un coste inferior y con niveles de calidad idénticos, ¿por qué no podemos copiar e implantar esas innovaciones en nuestro sistema? Precisamente esa pregunta se planteó el Institute of Global Health Innovation (dependiente del Imperial College de Londres) que analizó más de 500 innovaciones y seleccionó 16 casos que se podían evaluar y poner en marcha. Os recomendamos la lectura del artículo que han publicado en BMJ Innovations con el análisis de 3 de estas 16 innovaciones: la Estrategia de Salud Familiar (Brasil), GeriCare@North (un modelo de atención a pacientes geriátricos basado en telemedicina que se lleva a cabo en Singapur) y Saúde Criança (programa al alta hospitalaria que persigue mejorar los determinantes de salud del paciente como educación, economía, vivienda, etc). 

El modelo de innovación frugal nos permite elaborar una serie de conclusiones, a mitad camino entre la reflexión y la recomendación:
- Un viejo conocido: la innovación nace muchas veces de los propios profesionales que a diario conviven con el problema. Preguntar, observar y evaluar es un buen comienzo para resolver esos problemas de siempre o mejorar procesos.
- Otro viejo conocido: si algo funciona en otro sitio o en otro entorno, copialo. Igual no te puedes poner una medalla, pero la cuestión es: ¿quieres salir en una nota de prensa o resolver un problema? Quizás esa sea la clave: tener claras las prioridades.
- Los observatorios de buenas prácticas, las comunidades estilo Salud Innova o PiCuida y las unidades de innovación son caldos de cultivo muy útiles para el desarrollo de innovación frugal. Las buenas ideas nacen en cualquier sitio.
- Es esencial tener en cuenta el llamado "efecto África" ya que se trata de una barrera muy importante para la adopción de innovaciones procedentes de países en vías de desarrollo. Tal y como cuentan varios estudios: el país de procedencia afecta a la credibilidad de la innovación. Ocurre algo muy parecido con la investigación científica, como señalan en este artículo.
- Lógicamente, la innovación frugal se produce en un entorno muy diferente al de países desarrollados, con procesos muy diferentes, lo que en parte puede explicar esa barrera. Sin embargo, no se trata de copiar sin más, sino de adaptar avances o ideas a nuestra realidad. Quizás la creatividad que se logra cuando no hay recursos consigue romper muchas barreras mentales que tenemos actualmente para desarrollar mejoras. 
- Ah, y la última reflexión: se puede innovar en procesos, en servicios, incluso en el diseño de las organizaciones. Nos centramos mucho en productos y olvidamos que el proceso y el entorno también importan.

Para saber algo más:
- "Frugal Innovation in Healthcare. How Targeting Low-Income Markets Leads to Disruptive Innovation". +info
- "Jugaad Innovation: Think Frugal, Be Flexible, Generate Breakthrough Growth". +info
- "Frugal Innovation: How to Do More with Less". +info 
- Charla TED "Resolución de problemas de forma creativa ante límites extremos". +info

No hay comentarios:

Publicar un comentario