domingo, 16 de diciembre de 2018

Domingo fugaz



Ya huele a Navidad... Cenas, reencuentros, familia, regalos, marketing (todos a comprar) y algún que otro villancico. Así que, para no robar a nadie ni un solo minuto, hoy haremos una versión breve del resumen. La misma intensidad en la mitad de tiempo. Os dejamos con el resumen semanal de la blogosfera sanitaria.

¿Pueden los robots prestar cuidados sanitarios como un profesional? En el New York Times hablan del robot Zora, y nos cuentan todo lo que puede (y no puede) hacer. Y si quieres saber algo más, no te pierdas el último episodio del podcast Conectando Puntos, ya que hablan de robots y cuidados (y de mucho más).

Empezamos con un artículo friki nivel máximo: "Death is certain, the time is not: mortality and survival in Game of Thrones". Se trata de un estudio sobre la mortalidad en juego de tronos que no va a dejar indiferente a ningún fan. Entre otras conclusiones: la probabilidad de que un personaje muera dentro de su primera hora de aparición en la serie es de un 14%. 

El NHS ha prohibido la compra de fax para sus organizaciones sanitarias. ¿Es la mejor forma de adentrarse en la transformación digital? ¿Es un error la prohibición? Enrique Dans nos explica las virtudes y problemas del proceso de jubilación de tecnologías obsoletas.

Diario Médico comenta en su web un reciente estudio elaborado por Sedisa y la Sociedad Catalana de Gestión Sanitaria sobre los gerentes en los hospitales públicos. El titular es muy alarmante: el 54% de los gerentes son elegidos sin un proceso de selección previo. La duda es: ¿el proceso de selección implica entonces que se elige al mejor? 

El miedo a la fiebre por parte de los padres es un clásico en las urgencias. Para ayudar a entender la fiebre como síntoma y su relación con la salud del niño, nada como leer este artículo de Dos Pediatras en Casa.

Mañana día 17 se realiza el acto público de reconocimiento a los mejores proyectos healthstart madri+d en el Hospital Clínico San Carlos de Madrid. Una buena forma de conocer los proyectos de nuevas start-ups tecnológicas con origen en hospitales de la red ITEMAS.

¿Nos estamos pasando con las estatinas? La evidencia disponible apunta a que las estatinas se prescriben a personas que no cumplen con los criterios de las guías, tal y como cuentan en esta noticia de El País. 

Y si este resumen habla de Navidad, seguro que algún lector cortará jamón durante los próximos días. Una actividad no exenta de riesgo, por cierto. En el blog Miranda Trauma nos explican los riesgos del corte de jamón y ofrecen algunas recomendaciones para no dejarse el tendón en el proceso.

Entre tanto prestigio y tanta purpurina tecnológica,  a veces hay que volver a los orígenes para entender el sentido que tienen las cosas. Raúl nos cuenta en su blog Medicina en la Cabecera una historia sobre la medicina de familia, sobre el sentido de ser médico de cabecera, sobre el prestigio de las otras cosas. 

¿Cuales son las posibilidades de mejorar la historia clínica electrónica con inteligencia artificial? En este artículo de Harvard Business Review nos hablan de todo lo que podemos hacer, desde extracción de datos, a elaboración de algoritmos o apoyo a la toma de decisiones.

Hace unos días se celebraron en Valencia las Jornadas sobre investigación en tecnologías para la diabetes. Dani Royo estuvo allí, y nos cuenta todo lo que allí se compartió en esta entrada de su blog Diabetes Tipo 1. Uno de los enlaces imprescindibles de la semana (bueno, y si no le seguís en Twitter, estáis tardando).

Esta semana en Saludconcosas hemos hablado de gestión sanitaria desde una perspectiva más divertida, intentando aprender con canciones, dibujos animados, poesía o dibujos. Todo es posible... 

Acabamos con música. Una versión muy especial del mítico "The boy with the arab strap" de Belle and Sebastian...

jueves, 13 de diciembre de 2018

Visual abstract: a propósito de la difusión 2.0 de la evidencia



La difusión del conocimiento en redes sociales es algo cada vez más habitual. Sin embargo, teniendo en cuenta este entorno de infoxicación (sí, también científica), el reto ya no es estar en redes, sino sobresalir entre tanto contenido. Y si en twitter se recomienda acompañar el texto o enlace con alguna imagen que capte la atención del lector, ¿por qué no hacerlo con la difusión de la evidencia? Pues ya se hace, y se llama "visual abstract".

Algunas revistas, como Annals of Surgery, ya lo hacen y como se puede ver en el ejemplo que encabeza esta entrada, se trata de resumir las principales conclusiones de un artículo científico con dos o tres imágenes y algunas palabras y datos en una especie de infografía. Incluso en algunos blogs nos enseñan a diseñar nuestro propio "visual abstract" (esta guía aporta más información). Y por cierto, también algunas revistas solicitan a sus autores los "video abstracts" (como el British Medical Journal), pero parece que han calado menos.


Seguro que algún lector se pregunta si esto sirve de algo. Las primeras pistas apuntan a un sí rotundo, como este artículo de 2017 sobre el impacto de los "visual abstracts". Los autores eligieron 44 artículos científicos publicados en Annals of Surgery y, utilizando la cuenta de la revista, los tuitearon de dos formas: (A) solo con título y enlace o (B) con título, enlace y "visual abstract". Con 22 artículos el orden fue: fase A, 4 semanas de silencio y posteriormente fase B. Los otros 22 artículos fueron difundidos invirtiendo el orden: fase B, 4 semanas y finalmente fase A. 

Los resultados fueron muy claros: la media de retweets fue de 11 (sin "visual abstract") frente a 92 (con "visual abstract") y los clicks en el enlace fueron de 65 frente a 175. Es decir, los artículos tuiteados que contaban con apoyo visual fueron difundidos y obtuvieron más visitas que los artículos que fueron tuiteados solo con el título. Como era de esperar, los resultados de este artículo tienen su propio "visual abstract".


Las conclusiones de este estudio y del uso de "visual abstracts" son múltiples: la importancia de adaptar la difusión al canal utilizado (contenido visual por ejemplo) para así conseguir más lecturas (quien sabe si también más citas). Pero además, el uso de estas herramientas pone sobre la mesa la necesidad de cambiar los sistemas de métricas tradicionales en revistas. 

Altmetric es quizás la métrica "alternativa" más utilizada actualmente ya que ayuda a conocer la difusión de un artículo por medios sociales, ya que cada color y el tamaño y longitud de cada curva ayudan a conocer la fuente que más ha ayudado a difundir el artículo. Para saber más del donut de Altmetric y sus colores, podéis visitar su web.

¿Es el momento de lanzarse a hacer "visual abstracts" como locos? Pues seguramente no... La clave es entender que hay otras formas de difundir la evidencia, con otros canales y, evidentemente, los mensajes deben adaptarse a los usos y costumbres del nuevo canal (vídeo, infografía, etc).. 

Nota: las ideas principales y referencias de esta entrada las escuché en la mesa redonda "Suturando la brecha digital" del Congreso Nacional de Cirugía en las intervenciones de Juan José Segura y José María Balibrea

martes, 11 de diciembre de 2018

¿La gestión es aburrida? No siempre



¿Hay formas alternativas de aprender sobre gestión? ¿Hay vida más allá de libros sesudos o teorías infumables y aburridas? Hoy traemos varios contenidos diferentes, casi alternativos, que tienen que ver con el mundo de la gestión y no siguen la senda del aburrimiento o de las frases de autoayuda.

Primero, el gran Dilbert. Dilbert (personaje creado por Scott Adams) es capaz de resumir en unas pocas líneas y en tres viñetas muchos de los problemas de las organizaciones y los líderes. En sus libros y, por supuesto, en su web, podemos encontrar auténticas  maravillas del entorno de la gestión. La viñeta inicial de esta entrada es suya.

Otro autor gráfico que nos encanta es Tom Fishburne (Marketoonist), más centrado en el marketing y la innovación. Aquí os dejamos un ejemplo de su visión sobre el mundo de la innovación y la creatividad:



Pero no solo es posible sonreír y darse un baño de realidad con Dilbert, también los Simpson aportan mucho. Hace 10 años se publicó el libro "La empresa según Homer Simpson: Una visión muy particular sobre liderazgo, gestión y desarrollo profesional", en el que se incluyen ideas, reflexiones y enseñanzas sobre el mundo de la gestión basadas en un gurú, el mismísimo Homer.

Incluso se ha publicado un libro sobre gestión de proyectos basado en Juego de Tronos: "El Juego de Tronos de los Proyectos: 15 Lecciones magistrales sobre Liderazgo y Dirección de Proyectos exitosa". Incluye las reglas de oro de Tywin Lannister, y sin duda es una forma muy amena de aprender a gestionar proyectos.

Pero no solo de libros divertidos vive el gestor. Incluso hay canciones que pueden ayudar a entender las cosas. Una de nuestras favoritas es "Reunión en la cumbre" de Los Planetas, con una letra muy directa:

Se ha reunido el comité de expertos
y han decidido que se acabó lo nuestro,
y a mí me habría gustado
haber participado en el proceso.

Se ha reunido el comité de empresa
y han decidido que se acabó la fiesta,
o estás de nuestra parte
o vete preparando las maletas.

Se ha reunido la junta de accionistas
y han decidido que te pierdas de vista,
que últimamente te estabas pasando de lista.

Se ha reunido la junta extraordinaria
y han decidido que no les hace gracia
otra vez el mismo chiste 
y que por qué no cambias,
a ver para cuándo lo cambias.

Y para acabar, una de las mejores reflexiones sobre liderazgo (aunque se puede aplicar a mil ámbitos) que hemos leído en mucho tiempo. Es un poema de la gran Gloria Fuertes y dice así:

Lo primero, la bondad;
lo segundo, el talento.
Y aquí termina el cuento.

domingo, 9 de diciembre de 2018

Un resumen ligeramente dulce


Casi como un trozo de realidad. Esta semana os ofrecemos diversas realidades, voces de aquí y de allá (no del más allá), para así recuperar nuestros enlaces favoritos de la semana. Empezamos...

El jueves se publicó la Ley Orgánica 3/2018, de Protección de Datos Personales y garantía de los derechos digitales. Los amigos del podcast Conectando Puntos destripan la nueva ley y además hablan del servicio que ha lanzado Amazon para gestionar datos de historias clínicas. Bueno, también hablan de Savana, y de libros, y de cómo crackear cajeros automáticos. 

Propublica, la agencia independiente de noticias, ha vuelto a lanzar una nueva investigación que afecta al mundo sanitario. En este caso, han publicado en The New York Times un reportaje sobre la falta de transparencia de muchos investigadores que no declaran sus conflictos de intereses cuando publican en revistas de alto impacto. 

Primero fue Deep Mind (ajedrez), después Alpha Go, pero lo último es Alpha Zero. Es un proyecto de inteligencia artificial basado exclusivamente en el aprendizaje: un ordenador que aprende a jugar sin ayuda humana, ya que solo se le explican las reglas. ¿Seguro que nos imaginamos como puede ser el futuro? Podéis leer algo más en esta noticia de El País o en el artículo que han publicado en Science.

Llega el número de diciembre del Fanzine de Nuestra Enfermería. Novedades, cambios pero con la esencia del auténtico fanzine. Y por cierto, que cómodo es el nuevo formato para leer y guardar los artículos que más te gusten.

¿Cochrane, evidencia y medicina alternativa? Una mezcla muy llamativa pero real. Vicente Baos comenta en su blog una reciente revisión de Cochrane sobre moxibustion. ¿Habrá que dudar incluso de estas revisiones?

¿Qué ocurre cuando una persona se traga un cuerpo extraño? Un grupo de pediatras decidió hacer un experimento muy sencillo: se tragaron una pieza pequeña de Lego cada uno. ¿Qué sucedió? ¿Cuales fueron los resultados? No te pierdas la historia en este artículo de Next.

Entre las novedades del mes en la revista BMJ Quality and Safety hemos encontrado este artículo sobre la relación entre la plantilla de enfermería (centrado en su número y ratio) y la mortalidad del hospital. El resultado os lo podéis imaginar ("Lower registered nurse staffing and higher levels of admissions per registered nurse are associated with increased risk of death during an admission to hospital").

Chris Ham, del King's Fund, revisa en este texto el concepto de la responsabilidad compartida entre el paciente y el profesional sanitario. Además habla del modelo de paciente crónico y de los nuevos escenarios que están surgiendo para el desarrollo de servicios sanitarios. Una lectura imprescindible.

Google Duplex es el nuevo experimento de Google, y se centra en la posibilidad de que el asistente realice llamadas por nosotros (reservar un restaurante o pedir una pizza). Enrique Dans revisa las particularidades del proyecto y sus riesgos, pero las ideas (que compartimos) están muy claras: "El desarrollo de interfaces de voz indiscernibles de los humanos es simplemente una cuestión de implantación: la tecnología, claramente, ya existe, y está presente en asistentes de todo tipo que viven en nuestro bolsillo o en las habitaciones de nuestras casas".

En este artículo de Tincture comentan una reciente experiencia colaborativa de mejora del sistema de historia electrónica en Hawaii Pacific Health. La experiencia se ha basado en pedir a todos los profesionales que notifiquen los procesos, peticiones o reglas que no aportan valor al paciente o a la organización. La campaña se llama "Getting rid of stupid stuff" y ha sido analizada en la revista New England Journal of Medicine.

Acabamos por hoy...

 

martes, 4 de diciembre de 2018

Top 9 de palabras sanitarias de 2018



Siguiendo el Top Healthcare Words del BMJ, hemos decidido proponer nuestras palabras del año en el entorno sanitario. Al final hemos incluido una breve encuesta para que elijas la palabra del año entre las 9 que proponemos (pero puedes aportar tu propia palabra del año):

1. Humanización. Pues sí, sigue siendo una de las palabras más citadas en jornadas, congresos, etc. Un concepto interesante pero quizás algo maltratado.

2. Cronicidad. Las modas permanecen y la cronicidad sigue estando en la agenda de muchas sociedades, jornadas, guías, etc.

3. Blockchain. Todo el mundo habla de blockchain, pero es un concepto difícil de entender y más aún de aplicar al día a día. En este enlace tenéis una explicación sencilla y muy útil.

4. Valor. La sanidad basada en el valor es uno de los conceptos del año y ya es una protagonista habitual de jornadas y congresos. Según contaban en un reciente artículo, la mayoría de las personas que utilizan este concepto no entienden apenas a qué se refiere.

5. Esalud. Cada vez más evidencia y mucha moda alrededor de este concepto. Por fin va llegando el rigor y la utilidad, menos mal.

6. Machine Learning (aunque podríamos decir también inteligencia artificial, que muchas veces se confunde). Sin duda, el futuro (o casi el presente) van en esa línea, pero son términos que aplicamos a todo. Y no nos damos cuenta del cambio que supone, ¿nos ponemos las pilas?

7. Paciente. Como siempre, todo es centrado en el paciente, basado en su experiencia, etc. Pero casi todo sigue igual. 

8. Profesionalización. Tan fácil aparentemente, pero con tantos intereses enredados.

9. Universalización. Algo muy solicitado (casi exigido), y por fin lo tenemos... 

Esta es la (breve) encuesta para conocer la palabra del año, ¿nos ayudas a difundirla?

jueves, 29 de noviembre de 2018

¿La cultura es la culpable?


Echando un vistazo a los artículos más recientes del British Medical Journal, nos hemos tropezado con uno muy llamativo sobre un tema que nos encanta: la relación entre la cultura de las organizaciones sanitarias y la mejora de la calidad asistencial. 

El texto, firmado por Russell Mannion y Huw Davies (ambos de la Universidad de Birmingham), lleva por título "Understanding organisational culture for healthcare quality improvement" y permite conocer algo más de ese concepto tan manido (el de cultura) y su relación con la calidad. 

La introducción del texto no deja indiferente a nadie. Partiendo de informes sobre escándalos sanitarios (como el de Mid Staffordshire), los autores plantean la importancia de la cultura en los análisis e investigaciones realizados. De hecho, en el reciente informe sobre el Gosport War Memorial Hospital la palabra "cultura" aparece en 21 ocasiones. Curiosamente, las repetidas referencias a la cultura proceden de dos concepciones muy diferentes: en algunos casos, la cultura es uno de los culpables del problema, y en otros, es una de las soluciones. Lo habitual, es una mezcla: tenemos una cultura que no nos permite hacer las cosas bien, y debemos mejorarla.

Posteriormente el artículo se centra en definir la cultura y sus elementos principales. Aunque hay mil definiciones, podríamos decir que la cultura son las variables intangibles de una organización y como se proyectan en su actividad habitual. Desde los protocolos, a las costumbres, pasando por la uniformidad, los horarios, la forma de colocar el mobiliario asistencial, los ritos (la cena navideña o el premio al mejor trabajador). Estos ejemplos son quizás las partes de la cultura más conocidas, pero hay otras, centradas en aspectos asociados a valores, expectativas, bioética o roles profesionales. todo eso, y mucho más, es la cultura.

Cuando se define adecuadamente, se empieza a entender lo difícil que es promover un cambio cultural. Las normas jerárquicas (las que dicta el político o el gerente) pueden influir pero si no hay una aceptación clara, pueden casi pasar desapercibidas. Por ello, cambiar la cultura es algo muy complejo y que depende de factores a veces casi desconocidos. Además, a ello hay que unir la existencia de múltiples subculturas en los centros sanitarios: a la cultura general del centro se unen la cultura de los médicos, la de las enfermeras, la de las unidades quirúrgicas o la de urgencias. Conocer estas subculturas y promover ciertas expectativas y valores comunes es esencial para conseguir mejoras o cambios (hay algunas herramientas que ayudan a concer la cultura en el ámbito de la seguridad del paciente como el Manchester Patient Safety Framework).

Pero entonces, ¿si cambiamos la cultura conseguimos mejores resultados? Pues depende, como casi siempre. Hay estudios que lo tienen claro, pero no son concluyentes. Además, en el campo de la gestión sanitaria hay algunos elementos que conviene tener en cuenta a la hora de adaptar medidas o iniciativas de otros centros (vía buenas prácticas o artículos científicos):
1. Además del diseño de la intervención, en gestión importa mucho la implementación. La misma estrategia en el mismo centro ejecutada por equipos directivos diferentes nos llevará a resultados distantes entre si.
2. No olvidemos que cada centro es el mundo. La estrategia de cambio del Karolinska puede que no sirva en el Hospital Clinic de Barcelona: y no por los profesionales o por el tipo de centro, sino porque la forma de trabajar en cada hospital es diferente. Y además, Estocolmo no es Barcelona.
3. Se han encontrado rasgos comunes en las culturas de hospitales con buen desempeño y también en los hospitales con un desempeño peor. ¿Llegaremos a definir la cultura de un hospital excelente? Seguramente sí, y tendrá mucha relación con lo que nos dice el sentido común. Este artículo es un buen ejemplo, centrado en el ámbito de la calidad.
4. Es muy contraproducente el cambio por el cambio. Esos gerentes que llegan pensando en arreglar los problemas que creen que existen y olvidan que antes de cambiar hay que conocer, preguntar, leer e investigar. La cultura no es cuestión de un día, ni de una circular o un cambio de jefes, es mucho más. 

Os dejamos a continuación algunas lecturas sobre gestión y cambio cultural:
- Scott, T. I. M., Mannion, R., Davies, H. T., & Marshall, M. N. (2003). Implementing culture change in health care: theory and practice. International journal for quality in health care, 15(2), 111-118.
- De Bono, S., Heling, G., & Borg, M. A. (2014). Organizational culture and its implications for infection prevention and control in healthcare institutions. Journal of Hospital Infection, 86(1), 1-6.
- Johnson, M. J., & May, C. R. (2015). Promoting professional behaviour change in healthcare: what interventions work, and why? A theory-led overview of systematic reviews. BMJ open, 5(9), e008592.
- La, B. (2013). Will prescriptions for cultural change improve the NHS?. Bmj, 346, 19.

martes, 27 de noviembre de 2018

Cinco estrellas de humo: la dificultad de medir bien


La mejora de la calidad va asociada a medir, y de hecho una sin la otra tienen poco sentido. de hecho, en el terreno de la calidad asistencial existen cientos de indicadores que nos ayudan a entender nuestra situación y nuestro margen de mejora. En muchas organizaciones sanitarias, teniendo como objetivo la excelencia, dichos indicadores se publican e incluso se agrupan creando indicadores más complejos pero más sencillos de utilizar. Y así, al final, todo se puede resumir en una clasificación tipo estrellas de hotel o tipo tripadvisor (pero no basado en la experiencia sino en otros indicadores9.

En España tenemos algunos ejemplos: premios BIC, premios TOP20 o incluso el Monitor de Reputación Sanitaria (más centrado en una encuesta de reputación que en indicadores solventes y rigurosos). Incluso algunos servicios de salud publican sus resultados como en la Central de Resultados del Sistema Sanitario de Cataluña o el Observatorio de Resultados del Servicio Madrileño de Salud.

Sin embargo, el sistema de salud de Veteranos en Estados Unidos quiso dar un paso adelante, tal y como cuentan en esta noticia del New York Times (gracias Rafa Pardo por el chivatazo). En 2012 lanzó un sistema de indicadores de calidad llamado SAIL, con el objetivo de mejorar la calidad de sus servicios, y además usando sus resultados como herramienta disciplinaria: si un hospital empeoraba, se sancionaba al centro o incluso se cesaba a los responsables de la unidad o del centro. Lógicamente, si los resultados mejoran, se cobran incentivos y el hospital puede acceder a más inversión. 

Lo que está ocurriendo es difícil de creer en pleno siglo XXI, o quizás no tanto. En algunos hospitales que trabajan con el sistema de veteranos están realizando una selección de riesgos con los pacientes, esto es, si tienen a un paciente pendiente de intervención que puede generar problemas en sus indicadores, se le deriva a otro centro. O al menos algo así ha ocurrido en un hospital de Oregón.

Las críticas se van sumando día a día a Sail: metodología no transparente, no tiene una supervisión por parte de los expertos, muchos indicadores no tienen el rigor suficiente (o no están validados), y un largo etcétera. En varios hospitales, hay profesionales trabajando cuya única misión es analizar el modelo de medición para encontrar los trucos que permitan mejorar la "nota del examen". 

Pero no solo hay críticas contra el modelo del Sistema de Veteranos, ya que en un reciente artículo de Health Affairs se pudo comprobar como otros modelos de medición son totalmente contradictorios cuando evalúan a los mismos hospitales. Incluso una afirmación parecida se hizo en un estudio del año 2016 publicado en Health Policy sobre indicadores en varios países dando a entender que los problemas metodológicos y éticos hacen que en muchos países no se publique determinada información, ya que además puede provocar que se culpe a los profesionales por factores fuera de su alcance o que se rechacen pacientes complejos (curiosamente lo que ha ocurrido en Estados Unidos).

Para acabar, podéis leer una buena reflexión sobre las limitaciones y oportunidades de este tipo de clasificaciones en este editorial del BMJ. Tener claro el objetivo de este tipo de indicadores y de su publicación, y estar preparados ante los efectos indeseados que pueden producirse son cuestiones básicas que no deben olvidarse. Pero el rigor y la transparencia en las medidas y en la metodología son seguramente los elementos más importantes. Hacerlo sin rigor y con herramientas desconocidas solo genera desconfianza y alarmismo. 

domingo, 25 de noviembre de 2018

A toda velocidad: un resumen fugaz


A veces hay que pasar rápido, sin que se note, casi de puntillas. La velocidad puede restar precisión y contenido pero aporta agilidad en este mundo líquido, tan cargado de presente y de carpe diem. Hoy os vamos a repartir algunas ideas, firmadas por otros, para que en esos momentos de reflexión tengáis ingredientes de buena calidad. Empieza el resumen de la semana.

Empezamos hablando de redes sociales cerebrales, gracias a una tecnología que permite conectar la mente de varias personas. La noticia la publicaba la web MIT Technology Review y además en el podcast Conectando Puntos han hablado de la conexión mente-máquina. Inquietante pero real. 

Esther Samper publica en Hipertextual un interesante texto sobre la música en el quirófano. ¿Tiene algún beneficio en la intervención? ¿Hay evidencia sobre sus ventajas? Un gran artículo, sin duda.

Es muy llamativo (ya lo hemos comentado en otras ocasiones) que en la revista Harvard Business Review se publiquen cada vez más artículos sobre gestión sanitaria. Uno de los últimos describe una estrategia de mejora en el uso de opioides en una organización sanitaria estadounidense llamada Geisinger. Aunque no sea extrapolable directamente a nuestro entorno, algunas ideas pueden ser muy útiles.

A los gurús de la tecnología les encanta predecir el futuro y definir el escenario de los próximos 30 o 40 años. ¿Alguien controla y revisa esas predicciones? Si se hiciera, la inmensa mayoría de los gurús tendría que pedir disculpas porque pocas veces se cumplen (pocas veces es casi nunca). En este texto de Sintetia reflexionan sobre los gurús y el futuro. 

El martes 27 de noviembre se celebra en Valencia el taller gratuito “Cuidados Intensivos. Mucho más que aparatos y técnicas”, impartido por Pablo Sánchez (@paumatalap). Tenéis toda la información en este enlace. Seguro que merece la pena.

El Instituto de Salud Carlos III, a través de la Biblioteca Nacional de Ciencias de la Salud, ha lanzado el Catálogo Nacional de Ciencias de la Salud. Tal y como explican en su web, se trata de un "un catálogo colectivo que reúne los fondos impresos y electrónicos de las publicaciones periódicas de más de 280 bibliotecas de los principales Hospitales, Universidades, Consejerías de Sanidad, Laboratorios y Centros de Investigación españoles".

Hace no mucho, Fiona Goodle publicó un editorial en el BMJ recordando que la respuesta ante los hábitos poco saludables es el ejercicio y la dieta, pero no los medicamentos. En No Gracias publican la respuesta que envió a la propia revista un nutricionista, explicando los determinantes sociales que hay detrás de esos hábitos. Un texto de los de subrayar ideas y referencias. 

¿Has oído hablar de la metodología Agile? ¿Sabes exactamente qué es? En este post de Avances en Gestión Clínica, firmado por Gloria Gálvez, se revisan las aportaciones de esta metodología al campo de la experiencia del paciente. 

Comprar tiene algo de psicologico: la decisión, el análisis, el bombardeo de la publicidad... Y si es en épocas como noviembre, con el Black Friday o el día de los solteros, la exposición es aún mayor. En este artículo de Retina nos plantean si no es un error comprar en esta época. 

Acabamos con música. Novedad de la semana, Amaia colaborando con Carolina Durante. Y el resultado ha sido este...

miércoles, 21 de noviembre de 2018

Intuición, imaginación e improvisación


Leyendo una de las noticias sobre el X Encuentro Global de Directivos de la Salud, organizado por Sanitaria 2000, nos encontramos con un titular muy llamativo: "El día a día del gestor de la Salud: intuición, imaginación e improvisación". 

Por un lado, este titular (que la publicación Redacción Médica extrae del discurso de un ponente) deja de lado cualquier intento de planificación o diseño del futuro. Está claro que la complejidad de un centro sanitario obliga casi a diario a tomar decisiones basadas en la improvisación, y que el encorsetamiento legal y presupuestario nos invita a pensar en la imaginación como receta mágica que puede abrir todas las puertas. Pero se trata de recetas orientadas a los fuegos, actuando como corto plazo y olvidando (o dejando para otro momento) el largo plazo.

En cuanto a la intuición, es muy llamativo que el titular coincida con lo que señala un reciente artículo sobre las decisiones gerenciales en el ámbito sanitario: intuición y experiencia son los elementos más utilizados para tomar decisiones. ¿Quiere esto decir qué solo hay que centrarse en la evidencia y en los artículos científicos para la toma de decisiones? Ni mucho menos, pero quizás olvidamos que la evidencia (y por extensión la gestión basada en la evidencia) es otra cosa, ya que la evidencia "is characterised by expert judgment rather than mechanical rule following" (como decía Trisha Greenhalgh). 

Carlos Núñez nos hizo pensar sobre esta dicotomía entre evidencia e intuición hace un año y dedicamos una entrada a reflexionar sobre ello. Por su interés, reproducimos algunas de las recomendaciones que hicimos en esa entrada y que siguen siendo totalmente válidas:

Apertura de mente. [...] Conocer las mejores prácticas de otros centros sanitarios y de otros gestores es una gran forma de crecer y fomentar el pensamiento crítico. Está claro que las experiencias concretas no son una gran fuente de evidencia pero ayudan a cambiar la forma de pensar.
Aunque parece que no existen guías basadas en la evidencia aplicadas a la gestión sanitaria, todo es cuestión de abrir los ojos y buscar (o preguntar). Un gran ejemplo es la guía "Desarrollo y mantenimiento del liderazgo en enfermería", que edita la RNAO (Asociación de Enfermeras de Ontario). 

Como hemos comentado antes, la evidencia no se entiende sin la experiencia y la intuición, pero requiere que ambos elementos vayan juntos. Manejar la evidencia, las buenas prácticas y los nuevos conceptos y tamizarlos con nuestro aprendizaje y experiencia es la mejor forma de tomar decisiones y a la vez ir planificando el futuro.

domingo, 18 de noviembre de 2018

Tiempo de blogs


Si cuentas los minutos, apenas queda tiempo para nada. Ocupamos el día con mil tareas, y al final solo quedan unos resquicios para poder perder el tiempo. Si necesitas una excusa para olvidar la agenda, te dejamos a continuación unos cuantos enlaces de interés.

Empieza el resumen de la semana. 

La nueva medida del Gobierno para ayudar al consumidor a la hora de elegir un alimento u otro es Nutriscore. Para saber más, podéis leer este artículo de El País o este texto de Boticaria García.

Esta semana, en el poscas Conectando Puntos han hecho un episodio especial para celebrar que han llegado al episodio 30. Los mejores temas, las anécdotas, los comentarios de los conectantes, etc. Ah, y una actualización en temas como la inteligencia artificial o el blockchain.

Hay muchos artículos que analizan la efectividad de las apps móviles en salud pero muy pocos que cuentan el proceso de elaboración de una aplicación desde el principio. Por eso, este texto publicado en el Journal of the American College of Cardiology sobre una app para educación de pacientes en patología cardiovascular es tan interesante: diseño, aspectos legales, etc. 

La historia que publica Voz Populi sobre una rara mutación genética es de las de coger un lápiz y subrayar. Una familia con una distrofia muscular que a su vez son inmunes al VIH es el origen de una historia que firma Antonio Martínez Ron.

Cuando un gigante da un paso, todo el mundo tiembla. Y algo así le ha pasado a Deep Mind Health, la división de salud de Google, que en breve se incorporará a la empresa principal dejando a un lado su autonomía e independencia. ¿Qué ocurrirá con los datos? No te pierdas la noticia en The Guardian.

Autismo y cine. Entre las películas con el autismo formando parte de la trama, en el blog Pediatría Basada en Pruebas han elegido "Un viaje inesperado". Tal y como comentan: "una película sobre el autismo en sentido estricto, pero también es un drama familiar sobre el amor materno y la capacidad de superación".

Enrique Dans reflexiona en su blog sobre los influencers y la naturaleza de las redes sociales. ¿Es necesario establecer métricas de popularidad? ¿Ayudan o sencillamente manipulan a los usuarios para seguir al usuario más popular? 

¿Recuerdas el famoso informe "To err is human"? Pues ya ha llegado la película, por fin. Una forma muy interesante de saber algo más de seguridad del paciente y calidad asistencial, como cuentan en Modern Healthcare. Este es el trailer oficial.

Seguimos leyendo interesantes análisis de la prescripción enfermera. Lo último es esta entrada del blog Avances en Gestión Clínica, que firma Alba Brugués. La siguiente pregunta es: ¿qué va a pasar a partir de ahora?

Todo es centrado en el paciente, pero a la hora de pasar a la acción parece que se olvida... En Inglaterra han publicado un informe hace pocos dias, realizado por la Bevan Commission, titulado "Patient driven solutions to common problems: Education Programmes for Patients (EPP)". Para saber algo más, os recomendamos leer esta reflexión que publican en el blog del BMJ.

¿Gestión basada en las portadas? Pues a veces sí... En esta entrada de Saludconcosas hablamos de algunas medidas muy populares y con muy buena prensa que a veces utilizan algunos directivos para aparentar que hacen mucho. Como decía José María García: "ni una mala palabra, ni una buena acción".

A tiempo.

viernes, 16 de noviembre de 2018

Grandes éxitos en gestión: portada garantizada


Siguiendo la línea de la llamada McDonaldización de la sanidad, es posible preguntarse si existe este concepto en la gestión sanitaria. Estamos hablando de si los principios de la famosa cadena de comida rápida son aplicables al mundo de la gestión sanitaria, principalmente por parte de jefes, gerentes y otros directivos. Y no nos referimos a la comida basura ni nada parecido.

Uno de los elementos más llamativos de este concepto es la repetición y el uso masivo de las fórmulas que funcionan, es decir, analizar el entorno y generar unas acciones y unas herramientas comunes sabiendo que van a tener éxito. En gestión ocurre algo similar: hay una serie de medidas que se aplican por todos los gerentes/políticos/jefes y que suelen dar buena prensa. Por ejemplo, en pleno 2018 aplicar medidas de humanización, responsabilidad social corporativa, acreditación de la calidad y modelos de resultados basados en el valor son como apostar a un caballo ganador. Siempre que los citas, arrasas. Muchos centros lo hacen por convicción, porque se lo creen y además han trabajado duro, pero algunos no son así, y se nota. Esos que venden la humanización pero sus directivos no saben que ellos también deberían dar ejemplo.

Tal vez la organización sanitaria que busca portadas y éxitos fáciles tenga unos niveles de eficiencia muy bajos o no sea capaz de generar una cultura de seguridad del paciente adecuada, pero el eco de la prensa especializada (que generalmente adora estas medidas) o las conferencias en congresos y jornadas contando un proyecto que ya ha sido contado treinta veces (en años anteriores y por otros gerentes) conseguirán que la imagen de este hospital (o centro de salud) sea mucho mejor. Y como colofón, por si alguien lo había olvidado: la reputación y la imagen no siempre correlacionan con la calidad y la excelencia. 

miércoles, 14 de noviembre de 2018

Pesadilla en la cocina (del hospital)


El nuevo programa de Alberto Chicote está generando mucha polémica. Lleva por título "¿Te lo vas a comer?" (podéis verlo en La Sexta) y en uno de sus capítulos ha visitado varios hospitales para tratar el problema de la malnutrición con casos de comida en malas condiciones, alimentos no adaptados a las necesidades del paciente, etc.

Durante el programa, como era de esperar, se ve a mucha gente echando la culpa a otros o esquivando el marrón de justificar algo que no tiene justificación (a priori). Aunque el problema es complejo, queremos hacer algunas observaciones y comentarios para intentar centrar la situación.

1. Una cuestión a tener en cuenta tiene que ver con el dinero. ¿Puede conseguirse un menú digno con el presupuesto asignado? Hay muchos ejemplos en los centros públicos españoles, desde hospitales que compran la dieta de todo el día por 10 euros a otros que pagan 17,50 euros. La diferencia tiene que ver con factores diversos, desde el mantenimiento de las instalaciones (¿quién se hace cargo?) hasta el número de trabajadores que el hospital aporta (un menor gasto para la empresa, por lo que se puede bajar el precio).

2. A priori, los criterios de calidad de los menús que se deben servir aparecen en los pliegos. El hospital tiene la potestad de revisar, controlar y auditar la comida y las instalaciones. Hay centros con unos programas de revisión y control muy exhaustivos y otros quizás menos estrictos. 

3. Por supuesto, la responsabilidad de la empresa existe. Si como empresa considero que con el precio de la dieta no voy a poder ofrecer una calidad mínima, no debería presentarme. Asimismo, si soy adjudicatario de un concurso de alimentación de pacientes, no puedo permitir como empresa que se sirvan productos en mal estado o comidas mal preparadas. Es así de sencillo.

4. Respecto a la comida saludable, la composición de los desayunos y meriendas aparece siempre detallada en los pliegos que redacta la Administración, esto es, se sirve lo que establece el pliego. El desayuno habitual suele incluir "leche con cacao", "bollería", "galletas", "pan tostado", aunque poco a poco aparecen otras posibilidades como fruta (cuarta gama o pieza de fruta), yogurt  cereales. La merienda es muy similar. 

5. Y para acabar, los profesionales de cocina y hostelería muchas veces hacenl que pueden con los medios, la materia prima y los procedimientos que tienen. De hecho, suelen ser los primeros que dan la voz de alarma cuando las cosas se tuercen. 

Al final, lo que Chicote contó en el programa es un problema multifactorial pero de fácil solución. Mayor control de los procesos y los menús, escuchar al paciente y a los profesionales, mejoras en los pliegos, revisión de quejas de forma inmediata, ajustar el presupuesto a lo solicitado.

domingo, 11 de noviembre de 2018

El resumen que conecta los puntos



Una semana que pasa entre puntos y conexiones. Aquella mítica frase de Steve Jobs es un resumen de todo lo que supone el mundo de las redes: aprender, colaborar, compartir, y mucho más. Y por eso estamos aquí, hacer un blog, leerlo e incluso compartir lo qué leemos, es un ejemplo de la potencia de las redes y de las conexiones.

Nuestro resumen semanal viene repleto de ideas, de reflexiones y de sorpresas. Ahora a leer y a disfrutar. Feliz domingo, feliz lectura. Y gracias 😊

Esta semana, el equipo conectante ha lanzado el episodio 29 del podcast Conectando Puntos. De todos los enlaces que han comentado, nos ha gustado mucho la noticia sobre una app que pretende detectar una depresión o un problema cognitivo de forma precoz.

Podemos decirlo más alto, pero no más claro: el principal enemigo del liderazgo es el ego. A veces, llega sin darnos cuenta, pero hay que estar preparado para esquivar sus ataques. En este artículo de Harvard Business Review lo explican muy bien.

Leer a Mulet siempre es sinónimo de aprender. En este artículo publicado en El País, habla de efecto placebo y de las últimas investigaciones que se han llevado a cabo sobre este tema. ¿Hay algo que no sabemos sobre el efecto placebo?

Una medida cada vez más de moda para reducir el consumo de determinados alimentos es utilizar los impuestos. Más allá de las bebidas carbonatadas o el azúcar, lo último que se comenta es la posibilidad de crear un impuesto para la carne roja dado su riesgo. ¿Estamos ante una medida exagerada o necesaria? No te pierdas esta noticia de BBC News.

El crowdfunding tiene su cara y su cruz, como todo. Además de utilizarse en el ámbito de la salud para iniciativas muy loables, en ocasiones el fraude se asoma. Si el tema te interesa, en el blog Laboratorio del Lenguaje hablan del lado oscuro del crowfunding médico.

Otra vuelta de tuerca al papel de las enfermeras en atención primaria, concretamente en relación a la gestión de la demanda de pacientes no programados en los centros de salud. Gracias al blog Zona de salud de Ofra, hemos conocido un reciente artículo publicado en la revista Rol sobre este tema. 

¿Sci-Hub es la solución a todos los problemas? ¿Incluso aunque sea una herramienta ilegal? En el blog Impact of Social Science plantean algunos de los problemas y retos de este tipo de herramientas "piratas" que permiten el acceso libre y gratuito a la evidencia científica. Ah, por cierto, en el texto se habla mucho del papel de la comunicad científica y de las bibliotecas.

El próximo 30 de noviembre se celebra el I Congreso de Medicina Gráfica en Zaragoza. Información, comunicación, aprendizaje, etc. Sin duda, una cita a la que no puedes faltar. Detrás de todo, el equipo de la iniciativa Medicina Gráfica.

No podíamos dejar fuera del resumen a Chicote. Esta semana, su programa "¿Te lo vas a comer?", que emite La Sexta, ha visitado varios hospitales para tratar el problema de la malnutrición. Comida en malas condiciones, alimentos no adaptados a las necesidades del paciente, etc. Si quieres ver el programa completo, aquí tienes el enlace.

La sección Head to Head es una de nuestras favoritas en la revista British Medical Journal. Hace unos días, el debate fue apasionante con un tema como la inteligencia artificial. La pregunta es sencilla: ¿van las máquinas y la inteligencia artificial a superar a los médicos?

Esta semana, uno de los temas más comentados en Twitter ha tenido que ver con el modelo de congresos y las comunicaciones en formato póster (la "culpa" la tuvo Alfredo Montero que escribió unos tuits muy acertados). En Saludconcosas ya hablamos del problema de las comunicaciones para congresos hace un tiempo, sigue habiendo mucho por hacer.

Llega el final del post, con Drexler...

jueves, 8 de noviembre de 2018

Cuando haces pop


Hace poco hablamos de la teoría de las ventanas rotas en el ámbito de la gestión sanitaria, que explica el contagio que puede suceder con los comportamientos inapropiados a pequeña escala que poco a poco se van generalizando (desidia, pequeños robos, etc). La conclusión es que los comportamientos poco honestos o dañinos van creciendo y se contagian.

Pues ahora resulta que la teoría no va muy desencaminada con lo que ocurre realmente, según dice la neurociencia. En un artículo publicado por Nature Neuroscience titulado "The brain adapts to dihonesty", los investigadores indican que las personas cometen en su día a día pequeñas transgresiones al código moral, y que en base a un mecanismo neuronal que han observado, estos pequeños actos van creciendo convirtiéndose en grandes transgresiones de falta de honestidad. 

En un entorno como el actual, en el que ámbitos como el político, el universitario o el financiero, están siendo investigados por la existencia de delitos basados en las transgresiones descritas (contratos adjudicados fraudulentamente, títulos universitarios sin esfuerzo alguno por parte del alumno, etc), la ciencia establece que el peligro es cruzar la línea que límite de la ética.

Gracias a la investigación, realizada con resonancia magnética, se ha observado que cometer uno de estos pequeños actos deshonestos (cruzar la línea) es el principio de una cadena de comportamientos poco éticos (o ilegales). Y no, no estamos hablando del bien y el mal, solo que si lo hacemos una vez, lo más probable es que vamos a repetir, aumentando la escala o el tamaño del acto.

Quizás por eso es tan importante incorporar medidas de control, evaluación o de feedback para que estos actos, inicialmente casi "un juego" no vayan a más.