viernes, 24 de junio de 2011

Una revolución chiquitita


En Taiwan, la Sociedad de Medicina de Urgencias llevaba años peleando con el Ministerio de Salud para mejorar los servicios y evitar la masificación que se solía producir. El 8 de febrero de 2011 un médico (conocido bloguero en el país) crea en Facebook un grupo llamado "Rescue the emergency room" y en menos de un mes llega a 1800 miembros, 455 posts y 3745 comentarios.

La mayoría de los miembros eran profesionales de los Servicios de Urgencias y empezaron a discutir y compartir experiencias. Además, un médico escribió y enlazó al grupo en el Facebook del Ministro de salud, y este empezó a seguir los debates. No solo eso, en otro hilo de mensajes el ministro dijo que estaban leyendo y apuntando todas las peticiones de los profesionales de urgencias.

A los pocos días, el Ministro y su equipo visitaron por sorpresa diferentes servicios de urgencias para conocer de primera mano los problemas. Como resultado de estas visitas, solicitó un incremento de los recursos para estos servicios de cara a evitar la masificación y mejorar la calidad de los cuidados. 

La historia original la podéis leer en esta carta al editor publicada en The Lancet. Los debates saltan a la calle, a cualquier sitio, así que la conversación sigue siendo clave. Aunque como analizaba Iona Heath hace unas semanas en el BMJ: "Are policy makers really listening?".

Si pides todo, generalmente obtienes nada. Si sueñas con algo concreto, todo es mucho más sencillo.