jueves, 13 de diciembre de 2018

Visual abstract: a propósito de la difusión 2.0 de la evidencia



La difusión del conocimiento en redes sociales es algo cada vez más habitual. Sin embargo, teniendo en cuenta este entorno de infoxicación (sí, también científica), el reto ya no es estar en redes, sino sobresalir entre tanto contenido. Y si en twitter se recomienda acompañar el texto o enlace con alguna imagen que capte la atención del lector, ¿por qué no hacerlo con la difusión de la evidencia? Pues ya se hace, y se llama "visual abstract".

Algunas revistas, como Annals of Surgery, ya lo hacen y como se puede ver en el ejemplo que encabeza esta entrada, se trata de resumir las principales conclusiones de un artículo científico con dos o tres imágenes y algunas palabras y datos en una especie de infografía. Incluso en algunos blogs nos enseñan a diseñar nuestro propio "visual abstract" (esta guía aporta más información). Y por cierto, también algunas revistas solicitan a sus autores los "video abstracts" (como el British Medical Journal), pero parece que han calado menos.


Seguro que algún lector se pregunta si esto sirve de algo. Las primeras pistas apuntan a un sí rotundo, como este artículo de 2017 sobre el impacto de los "visual abstracts". Los autores eligieron 44 artículos científicos publicados en Annals of Surgery y, utilizando la cuenta de la revista, los tuitearon de dos formas: (A) solo con título y enlace o (B) con título, enlace y "visual abstract". Con 22 artículos el orden fue: fase A, 4 semanas de silencio y posteriormente fase B. Los otros 22 artículos fueron difundidos invirtiendo el orden: fase B, 4 semanas y finalmente fase A. 

Los resultados fueron muy claros: la media de retweets fue de 11 (sin "visual abstract") frente a 92 (con "visual abstract") y los clicks en el enlace fueron de 65 frente a 175. Es decir, los artículos tuiteados que contaban con apoyo visual fueron difundidos y obtuvieron más visitas que los artículos que fueron tuiteados solo con el título. Como era de esperar, los resultados de este artículo tienen su propio "visual abstract".


Las conclusiones de este estudio y del uso de "visual abstracts" son múltiples: la importancia de adaptar la difusión al canal utilizado (contenido visual por ejemplo) para así conseguir más lecturas (quien sabe si también más citas). Pero además, el uso de estas herramientas pone sobre la mesa la necesidad de cambiar los sistemas de métricas tradicionales en revistas. 

Altmetric es quizás la métrica "alternativa" más utilizada actualmente ya que ayuda a conocer la difusión de un artículo por medios sociales, ya que cada color y el tamaño y longitud de cada curva ayudan a conocer la fuente que más ha ayudado a difundir el artículo. Para saber más del donut de Altmetric y sus colores, podéis visitar su web.

¿Es el momento de lanzarse a hacer "visual abstracts" como locos? Pues seguramente no... La clave es entender que hay otras formas de difundir la evidencia, con otros canales y, evidentemente, los mensajes deben adaptarse a los usos y costumbres del nuevo canal (vídeo, infografía, etc).. 

Nota: las ideas principales y referencias de esta entrada las escuché en la mesa redonda "Suturando la brecha digital" del Congreso Nacional de Cirugía en las intervenciones de Juan José Segura y José María Balibrea

martes, 11 de diciembre de 2018

¿La gestión es aburrida? No siempre



¿Hay formas alternativas de aprender sobre gestión? ¿Hay vida más allá de libros sesudos o teorías infumables y aburridas? Hoy traemos varios contenidos diferentes, casi alternativos, que tienen que ver con el mundo de la gestión y no siguen la senda del aburrimiento o de las frases de autoayuda.

Primero, el gran Dilbert. Dilbert (personaje creado por Scott Adams) es capaz de resumir en unas pocas líneas y en tres viñetas muchos de los problemas de las organizaciones y los líderes. En sus libros y, por supuesto, en su web, podemos encontrar auténticas  maravillas del entorno de la gestión. La viñeta inicial de esta entrada es suya.

Otro autor gráfico que nos encanta es Tom Fishburne (Marketoonist), más centrado en el marketing y la innovación. Aquí os dejamos un ejemplo de su visión sobre el mundo de la innovación y la creatividad:



Pero no solo es posible sonreír y darse un baño de realidad con Dilbert, también los Simpson aportan mucho. Hace 10 años se publicó el libro "La empresa según Homer Simpson: Una visión muy particular sobre liderazgo, gestión y desarrollo profesional", en el que se incluyen ideas, reflexiones y enseñanzas sobre el mundo de la gestión basadas en un gurú, el mismísimo Homer.

Incluso se ha publicado un libro sobre gestión de proyectos basado en Juego de Tronos: "El Juego de Tronos de los Proyectos: 15 Lecciones magistrales sobre Liderazgo y Dirección de Proyectos exitosa". Incluye las reglas de oro de Tywin Lannister, y sin duda es una forma muy amena de aprender a gestionar proyectos.

Pero no solo de libros divertidos vive el gestor. Incluso hay canciones que pueden ayudar a entender las cosas. Una de nuestras favoritas es "Reunión en la cumbre" de Los Planetas, con una letra muy directa:

Se ha reunido el comité de expertos
y han decidido que se acabó lo nuestro,
y a mí me habría gustado
haber participado en el proceso.

Se ha reunido el comité de empresa
y han decidido que se acabó la fiesta,
o estás de nuestra parte
o vete preparando las maletas.

Se ha reunido la junta de accionistas
y han decidido que te pierdas de vista,
que últimamente te estabas pasando de lista.

Se ha reunido la junta extraordinaria
y han decidido que no les hace gracia
otra vez el mismo chiste 
y que por qué no cambias,
a ver para cuándo lo cambias.

Y para acabar, una de las mejores reflexiones sobre liderazgo (aunque se puede aplicar a mil ámbitos) que hemos leído en mucho tiempo. Es un poema de la gran Gloria Fuertes y dice así:

Lo primero, la bondad;
lo segundo, el talento.
Y aquí termina el cuento.

domingo, 9 de diciembre de 2018

Un resumen ligeramente dulce


Casi como un trozo de realidad. Esta semana os ofrecemos diversas realidades, voces de aquí y de allá (no del más allá), para así recuperar nuestros enlaces favoritos de la semana. Empezamos...

El jueves se publicó la Ley Orgánica 3/2018, de Protección de Datos Personales y garantía de los derechos digitales. Los amigos del podcast Conectando Puntos destripan la nueva ley y además hablan del servicio que ha lanzado Amazon para gestionar datos de historias clínicas. Bueno, también hablan de Savana, y de libros, y de cómo crackear cajeros automáticos. 

Propublica, la agencia independiente de noticias, ha vuelto a lanzar una nueva investigación que afecta al mundo sanitario. En este caso, han publicado en The New York Times un reportaje sobre la falta de transparencia de muchos investigadores que no declaran sus conflictos de intereses cuando publican en revistas de alto impacto. 

Primero fue Deep Mind (ajedrez), después Alpha Go, pero lo último es Alpha Zero. Es un proyecto de inteligencia artificial basado exclusivamente en el aprendizaje: un ordenador que aprende a jugar sin ayuda humana, ya que solo se le explican las reglas. ¿Seguro que nos imaginamos como puede ser el futuro? Podéis leer algo más en esta noticia de El País o en el artículo que han publicado en Science.

Llega el número de diciembre del Fanzine de Nuestra Enfermería. Novedades, cambios pero con la esencia del auténtico fanzine. Y por cierto, que cómodo es el nuevo formato para leer y guardar los artículos que más te gusten.

¿Cochrane, evidencia y medicina alternativa? Una mezcla muy llamativa pero real. Vicente Baos comenta en su blog una reciente revisión de Cochrane sobre moxibustion. ¿Habrá que dudar incluso de estas revisiones?

¿Qué ocurre cuando una persona se traga un cuerpo extraño? Un grupo de pediatras decidió hacer un experimento muy sencillo: se tragaron una pieza pequeña de Lego cada uno. ¿Qué sucedió? ¿Cuales fueron los resultados? No te pierdas la historia en este artículo de Next.

Entre las novedades del mes en la revista BMJ Quality and Safety hemos encontrado este artículo sobre la relación entre la plantilla de enfermería (centrado en su número y ratio) y la mortalidad del hospital. El resultado os lo podéis imaginar ("Lower registered nurse staffing and higher levels of admissions per registered nurse are associated with increased risk of death during an admission to hospital").

Chris Ham, del King's Fund, revisa en este texto el concepto de la responsabilidad compartida entre el paciente y el profesional sanitario. Además habla del modelo de paciente crónico y de los nuevos escenarios que están surgiendo para el desarrollo de servicios sanitarios. Una lectura imprescindible.

Google Duplex es el nuevo experimento de Google, y se centra en la posibilidad de que el asistente realice llamadas por nosotros (reservar un restaurante o pedir una pizza). Enrique Dans revisa las particularidades del proyecto y sus riesgos, pero las ideas (que compartimos) están muy claras: "El desarrollo de interfaces de voz indiscernibles de los humanos es simplemente una cuestión de implantación: la tecnología, claramente, ya existe, y está presente en asistentes de todo tipo que viven en nuestro bolsillo o en las habitaciones de nuestras casas".

En este artículo de Tincture comentan una reciente experiencia colaborativa de mejora del sistema de historia electrónica en Hawaii Pacific Health. La experiencia se ha basado en pedir a todos los profesionales que notifiquen los procesos, peticiones o reglas que no aportan valor al paciente o a la organización. La campaña se llama "Getting rid of stupid stuff" y ha sido analizada en la revista New England Journal of Medicine.

Acabamos por hoy...

 

martes, 4 de diciembre de 2018

Top 9 de palabras sanitarias de 2018



Siguiendo el Top Healthcare Words del BMJ, hemos decidido proponer nuestras palabras del año en el entorno sanitario. Al final hemos incluido una breve encuesta para que elijas la palabra del año entre las 9 que proponemos (pero puedes aportar tu propia palabra del año):

1. Humanización. Pues sí, sigue siendo una de las palabras más citadas en jornadas, congresos, etc. Un concepto interesante pero quizás algo maltratado.

2. Cronicidad. Las modas permanecen y la cronicidad sigue estando en la agenda de muchas sociedades, jornadas, guías, etc.

3. Blockchain. Todo el mundo habla de blockchain, pero es un concepto difícil de entender y más aún de aplicar al día a día. En este enlace tenéis una explicación sencilla y muy útil.

4. Valor. La sanidad basada en el valor es uno de los conceptos del año y ya es una protagonista habitual de jornadas y congresos. Según contaban en un reciente artículo, la mayoría de las personas que utilizan este concepto no entienden apenas a qué se refiere.

5. Esalud. Cada vez más evidencia y mucha moda alrededor de este concepto. Por fin va llegando el rigor y la utilidad, menos mal.

6. Machine Learning (aunque podríamos decir también inteligencia artificial, que muchas veces se confunde). Sin duda, el futuro (o casi el presente) van en esa línea, pero son términos que aplicamos a todo. Y no nos damos cuenta del cambio que supone, ¿nos ponemos las pilas?

7. Paciente. Como siempre, todo es centrado en el paciente, basado en su experiencia, etc. Pero casi todo sigue igual. 

8. Profesionalización. Tan fácil aparentemente, pero con tantos intereses enredados.

9. Universalización. Algo muy solicitado (casi exigido), y por fin lo tenemos... 

Esta es la (breve) encuesta para conocer la palabra del año, ¿nos ayudas a difundirla?